Presenta PAN iniciativa para liberar precios de gasolinas en 2016

Senadores del Partido Acción Nacional (PAN) presentaron una iniciativa para adelantar la liberación de los precios de la gasolina y el diesel a más tardar a enero de 2016, a fin de que, bajo condiciones de mercado, disminuya el precio de los combustibles.

En la Gaceta Parlamentaria del Senado se publicó la iniciativa, turnada a comisiones, en donde se destaca que, con el fin de disminuir el costo del combustible en México, es necesario adelantar la apertura de gasolineras extranjeras para el 1 de enero de 2016 y no hasta 2018, como prevé la reforma energética.

La iniciativa presentada por el senador Francisco Búrquez, del PAN, señala que será hasta el último año de este sexenio cuando el precio de la gasolina continuará dictaminado por el gobierno federal, bajo criterios que dan un respiro a las finanzas públicas por el desplome de los ingresos petroleros, pero en detrimento del consumidor.

Lo que el gobierno deja de ganar con Pemex lo obtiene con el Impuesto Especial sobre Producción y Servicios (IEPS), tan sólo en enero de 2015, de acuerdo con el informe mensual publicado por la Secretaría de Hacienda, el ingreso del gobierno federal por gasolinas y diesel significó 24 mil 138 millones de pesos, 500 por ciento más que en 2014, añadió.

En entrevista, Búrquez Valenzuela señaló que en México las gasolinas y el diesel son producidos bajo esquemas no competitivos, pues quien los provee es el gobierno, en consecuencia, la determinación del precio no responde a criterios de mercado.

Recordó que con la aprobación de las leyes secundarias en materia energética, se dispuso en el Artículo 14 transitorio de la Ley de Hidrocarburos, que a partir del 1 de enero de 2018 los precios de la gasolina y el diesel se determinarán bajo condiciones de mercado.

Agregó que México importa la mitad de la gasolina de Estados Unidos, la cual revende a los consumidores nacionales al doble de precio con las consecuentes afectaciones a los bolsillos de las familias y de los emprendedores, impacto negativo que se refleja en el escaso desarrollo del mercado interno.

En contraste, dijo, como ejemplo de la disparidad de precios, en la iniciativa se expone que para llenar un tanque de gasolina de 40 litros se desembolsan en México 542.8 pesos, mientras que en la nación vecina el gasto es de 400 pesos.

"Lo que significa que en términos porcentuales es más barato 24.5 por ciento en el país vecino, eso si contamos litros completos, pero como no es así, entonces en Estados Unidos es 33 por ciento más barata que en nuestro país", planteó.

Además, dijo, se debe considerar que el poder adquisitivo de los salarios en ambos países no es comparable, lo que se traduce en restarle competitividad a México contra la economía de Estados Unidos.

En la opinión del senador panista, se pone en franca desventaja al consumidor, por lo que el gobierno federal debe sacar las manos de la política de precios y del manejo de los combustibles.

"Por eso resulta una necesidad liberar los precios de la gasolina y diesel para que sea justo el pago por parte de los mexicanos y con ello deje de extraerle recursos a los bolsillos de las familias mexicanas", puntualizó.