Fue Raymond Aron defensor de la libertad ante totalitarismo político

Considerado uno de los más grandes pensadores franceses del siglo XX, el filósofo y sociólogo Raymond Aron, a quien se recuerda a 110 años de su nacimiento que se cumplen mañana, destacó con una obra que analiza profundamente la política y las sociedades modernas.

Su pensamiento crítico se volvió hacia el estudio del totalitarismo, el liberalismo y las relaciones internacionales y creó el concepto de "religiones seculares" para evidenciar la naturaleza dogmática de las ideologías socialistas, comunistas y nazis.

Aron nació el 14 de marzo de 1905 en París, Francia. Pertenecía a una vieja familia judía de Alsacia, la cual entre su árbol genealógico se encontraba un parentesco con Emile Durkheim (1858-1917), padre de la sociología, según el sitio www.voltairenet.org.

Cursó estudios en la Escuela Normal Superior, donde conoció a los filósofos Jean-Paul Sartre (1905-1980) y Paul Nizan (1905-1940) y participó en la vida política estudiantil del Barrio Latino en París a los 20 años. Tiempo después viajó a Alemania para trabajar en la Universidad de Colonia.

A la par, fue reclutado por el Instituto Francés de Berlín, pero su estancia fue interrumpida por el movimiento nazi y la toma de poder de Adolfo Hitler (1889-1945). Tras estos acontecimientos, Raymond Aron decidió regresar a Francia en 1933.

El Centro de Documentación Social a cargo de Celestin Bouglé (1870-1940) lo emplea y se alía con Marcel Déat, fundador del Reagrupamiento Nacional Popular, movimiento colaboracionista bajo la ocupación alemana. Por estas fechas publicó su primer libro "La sociologie allemande contemporaine" (1935).

Después viajó a Londres, donde por órdenes del general Charles de Gaulle funda la revista de la Resistencia "La France Libre", convirtiéndose en uno de los redactores más dinámicos. Dicha publicación le permite desarrollar un pensamiento crítico y comprometido durante la Guerra Fría.

En un artículo publicado en 1944, Raymond Aron presenta una forma primitiva a la retórica antitotalitaria que se convertirá en el discurso casi oficial de la intelectualidad anticomunista.

Regresó a París tras la liberación y fungió como docente en la Escuela Nacional de la Administración. En 1947 se convirtió editorialista en el diario "Le Figaro".

Afiliado al partido "Rassemblement du peuple français" en 1948, entró en conflicto con Jean Paul Sartre (1905-1980) en el seno del equipo de la revista "Los Tiempos Modernos", a propósito del papel de la Unión Soviética y de la idea de la izquierda que querían promover, según el portal www.buscabiografías.com.

Fue catedrático de Sociología en La Sorbona en 1955 y mantuvo su interés por el análisis de las sociedades industriales modernas, como se observó en su libro "Dieciocho lecciones sobre la sociedad industrial" (1962).

En "Las etapas del pensamiento sociológico" (1967), Aron reflexionó sobre los trabajos de algunos grandes pensadores, desde Charles Montesquieu hasta Karl Marx y Max Weber, donde encuentra conexiones e interacciones entre la sociología marxista y la positivista.

Otras obras dignas de mención son "Paz y guerra entre las naciones" (1962), "Democracia y totalitarismo" (1965), "Marxismos imaginarios" (1970), "Historia y dialéctica de la violencia" (1972), entre otras.

De acuerdo con el perfil biográfico publicado en "egs.edu", Raymond Aron murió el 17 de octubre de 1983 a los 78 años en su ciudad natal.