Comercializarán en redes productos elaborados en penales de Tabasco

Internos de los Ceresos en el estado podrán comercializar vía redes sociales los productos que elaboran en los talleres de los penales, como muebles, artesanías, hamacas, pinturas y otros artículos.

El director de Prevención y Reinserción Social de Tabasco, Arturo Maldonado Pulgar, indicó que se realiza el trabajo de promoción del programa de Alternativa para Difundir y Comercializar Productos y Artesanías entre la población penitenciaria "con buena aceptación".

Por lo tanto, consideró que se elaborará un catálogo de productos ya realizados para que los ciudadanos interesados puedan observarlos e incluso solicitar un artículo con características específicas de acuerdo a su gusto.

Indicó que en el Centro de Reinserción Social (Cereso) en Macuspana hay quienes trabajan el bambú para mobiliario como mesas de centro, lámparas, marcos, entre otros, e incluso ganaron un concurso recientemente por lo cual obtuvieron recursos para compra de herramientas.

En el caso del Cereso de Tenosique, dijo que allí se tejen "las mejores hamacas del estado" y se ofertan a buen precio, tanto que las revenden en otras partes del estado.

"Hay muchos tipos de tejidos, todo eso se explicará en la página de Facebook. Hay mecedoras, lámparas, marcos para fotografías; también tenemos pintores a quienes les dan la muestra y elaboran paisajes, en óleo o en otro tipo de material", apuntó.

Adelantó que será la dirección a su cargo la encargada de realizar los enlaces a partir del catálogo, que contendrá el producto, característica, precio y en cuál Cereso se elabora.

El interno, detalló, establecerá el costo y tiempo de elaboración tras el pedido, para el cual habrá que pagar el 50 por ciento como garantía.

La promoción del programa, refirió, arrancó el pasado 11 de febrero y cuando se concluya se integrará el catálogo para comenzar la comercialización.

En otro tema, señaló que el problema de hacinamiento en las cárceles del estado se ha reducido, al pasar de cinco mil 638 internos en enero de 2013, a cuatro mil 605 en la actualidad.

Lo anterior, abundó, por las preliberaciones a partir de la Ley de Ejecución de Sanciones Penales que ahora las efectúa un juez de Ejecución, cuando antes le correspondía a la dirección de Prevención y Reinserción Social.

De igual forma, añadió que otros han salido por compurgar su sentencia, por sobreseimiento o libertad bajo caución.

Los delitos más recurrentes por los que ingresa una persona a una cárcel, comentó, son por incumplimiento de obligaciones de asistencia familiar, antes abandono de personas; robo calificado o a comercio; lesiones, delitos de violación y por daños imprudenciales e intencionales.