India promete mayores inversiones para impulsar el crecimiento

El ministro de Finanzas de India, Arun Jaitley, prometió hoy grandes inversiones en infraestructura en todo el país para impulsar el crecimiento, al dar a conocer el primer presupuesto completo del gobierno del primer ministro Narendra Modi.

Este presupuesto, que incluye numerosas partidas, es el primero desde que el primer ministro Modi ganara las elecciones el pasado mes de mayo prometiendo hacer crecer a la economía y poner en marcha numerosas reformas.

El titular de Finanzas prometió una serie de medidas que tratan de equilibrar el gasto social con un alto crecimiento económico y un gran desarrollo de infraestructura, mientras se comprometió a mantener un estricto control sobre el déficit fiscal.

Jaitley señaló que el gobierno había heredado una economía dominada por el "pesimismo" cuando asumió el poder el año pasado, pero en los últimos meses se ha logrado bajar la inflación y relanzar el crecimiento.

"La credibilidad de la economía se ha restablecido. El mundo está diciendo que ésta es la oportunidad para que inicie el despegue de India", explicó al Parlamento en un discurso de 90 minutos, reportó el canal indio de noticias NDTV.

Jaitley indicó que el gobierno aumentará el gasto para reconstruir la red de carreteras, ferrocarriles y puertos del país por 11 mil 300 millones de dólares en los próximos 12 meses, ya que se trata de recuperar la inversión e impulsar el crecimiento.

El gobierno prevé completar cien mil kilómetros en carreteras, que están actualmente en proceso y prometió construir otros cien mil kilómetros.

Las autoridades pondrán en marcha los bonos de infraestructura libres de impuestos para financiar sus planes a través de un fondo nacional que recibiría una inyección de 25 mil millones de dinero público.

"Es bastante obvio que el cambio gradual no va a llevarnos a ninguna parte", señaló el ministro de Finanzas. "Tenemos que pensar en términos de un salto cuántico", puntualizó.

El funcionario comentó que los numerosos programas sociales destinados a las poblaciones de escasos recursos no sufrirán cambios, y se crearán una serie de medidas para atender estos sectores.

Jaitley dijo que su gobierno se apegará al "desafiante" objetivo de mantener el déficit fiscal del país, la brecha entre lo que el gobierno federal gana y gasta, en 4.1 por ciento del Producto Interno Bruto en el año en curso.

La meta del gobierno es llevar ese número a 3 por ciento, proceso que tardará tres años a causa de la necesidad de aumentar el gasto público para impulsar el crecimiento de la infraestructura en la tercera mayor economía de Asia.

El gobierno del primer ministro produjo un presupuesto interino poco después de su llegada al poder, que fue visto como una continuación de las políticas diseñadas por el saliente partido de gobierno.

Aunque el optimismo ha aumentado desde la llegada de Modi, el país aún espera las reformas estructurales que prometió para reactivar la economía.