Conmemoran 490 aniversario luctuoso del emperador Cuauhtémoc

Ixcateopan, pueblo tradicional con raíces indígenas, principalmente mexicas y nahuas, conmemoró hoy el 490 aniversario luctuoso del emperador Cuauhtémoc, último tlatoani mexica.

El asentamiento prehispánico, que fungió como un importante centro ceremonial y religioso, congregó a estudiantes, pobladores, padres y madres de familia, autoridades comunales y representantes de los tres órdenes de gobierno.

En el lugar, el gobernador Rogelio Ortega, junto a la presidenta municipal de Ixcateopan, Filiberta Honelia Barrera Bahena, montó una guardia de honor y enseguida colocaron una ofrenda floral en el recinto donde yacen los restos del emperador Cuauhtémoc.

En su intervención, la alcaldesa mencionó que no hay mejor manera de honrar la memoria del último emperador azteca, que cumpliendo con las obligaciones que corresponden a cada uno de los actores políticos y sociales.

"Los niños y jóvenes dando lo mejor para prepararse en las aulas, los adultos trabajando con responsabilidad para conservar nuestros valores y las autoridades gestionando recursos a favor de los más necesitados", agregó.

Durante la ceremonia, el maestro Edilberto Morales Giles entregó al gobernador las muestras y dictámenes de la autenticidad de los restos de Cuauhtémoc y le solicitó gestionar ante el gobierno federal que el municipio sea declarado Cuna de Cuauhtémoc.