Senado de EUA elimina condicionamientos migratorios al presupuesto

El Senado estadunidense aprobó hoy una iniciativa de ley que financia la operación del Departamento de Seguridad Interna por todo el año fiscal y excluye la condición de los republicanos de eliminar acciones ejecutivas migratorias.

Con 68 votos a favor y 31 en contra, el liderazgo republicano del Senado desafió a los miembros de su partido en la cámara baja que habían convertido al presupuesto del Departamento de Seguridad Interna (DHS) en frente para combatir la política migratoria de la Casa Blanca.

Los republicanos de la Cámara de Representantes aprobaron antes un proyecto que bloqueó el financiamiento para el Programa de Acción Diferida para Llegados en la Infancia (DACA) y para Padres de Ciudadanos o Residentes Permanentes (DAPA), anunciados por el presidente Barack Obama en noviembre.

Su proyecto derogó además la versión original del DACA de 2012 que ha beneficiado a más de 600 mil jóvenes indocumentados, la mayoría mexicanos.

Mitch McConnell, el líder de los republicanos en la cámara alta, cumplió, sin embargo su promesa de evitar a toda costa el cierre de operaciones del DHS, la agencia federal a cargo de la seguridad nacional de Estados Unidos.

Aunque su decisión provocó críticas de los republicanos en la cámara baja, el presidente de la Cámara de Representantes John Boehner se vio forzado a permitir el voto de un proyecto para financiar al DHS al menos por las siguientes tres semanas.

La nueva versión temporal de la Cámara de Representantes pasó un primer voto procedimental y debe ser aprobada antes de la medianoche para evitar el fin del presupuesto para el DHS.

Sin embargo, los demócratas de la Cámara de Representantes planean votar en contra de la medida temporal, toda vez que desean una solución permanente, por lo que los republicanos deberán contar con el voto de la mayoría de los miembros de su bancada legislativa.