Relaciones México-EUA han experimentado cambio dramático: Sarukhan

Las relaciones entre México y Estados Unidos han experimentado un cambio dramático en los últimos 20 años, de forma que ahora ambos países convergen en lo social, económico y demográfico, dijo hoy el exembajador de México en Estados Unidos, Arturo Sarukhan.

México y Estados Unidos se han vuelto socios "intermesticos", precisó el exdiplomático, al retomar un término utilizado para definir la creciente interdependencia que existe entre los asuntos de política exterior y la agenda interna propia en los dos países.

Todos los asuntos de la relación binacional tienen un impacto doméstico, aseguró.

Sarukhan habló sobre las perspectivas a largo plazo de las relaciones entre México y Estados Unidos, al abrir aquí el ciclo de conferencias sobre México que a lo largo de este año organizará el "World Affairs Council" de Dallas, una organización sin fines de lucro que promueve el conocimiento y entendimiento internacional.

Explicó que el cambio "tectónico" en la relación bilateral en las últimas dos décadas se ha dado gracias en una buena parte al Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN).

"El comercio ha cambiado la relación México-Estados Unidos de una forma profunda", indicó.

El tratado comercial, añadió, debe ser medido con relación a lo que fue diseñado a hacer: reforzar el comercio entre México, Estados Unidos y Canadá y, en ese sentido, el TLCAN ha sido un éxito contundente.

Desde la entrada en vigor del tratado comercial en 1994, el comercio entre México y Estados Unidos se ha cuadriplicado, de manera que actualmente mercancías por valor de mil 400 millones de dólares cruzan la frontera cada día entre uno y otro país, apuntó Sarukhan.

El comercio de Estados Unidos a México soporta a ocho millones de empleos en 26 entidades estadunidenses, abundó.

México adquiere más productos de Estados Unidos que toda Latinoamérica combinada, más que Japón y China y más que las naciones del denominado bloque "Bric" con desarrollo económico avanzado, integrado por Brasil, Rusa India y China.

El exembajador dijo que el tratado de libre comercio ha tenido un impacto en México al expandir la clase media y al integrar a este país a la región de Norteamérica.

Ahora, dijo, estamos exportando e importando productos hechos en Norteamérica, al explicar que hasta un 40 por ciento del valor de las exportaciones mexicanas a Estados Unidos proviene de componentes fabricados en este país y hasta 32 por ciento del valor de las importaciones mexicanas de Estados Unidos es de contenido mexicano.

"El paradigma de la maquiladora ya se fue", sostuvo. Ahora la manufactura se efectúa con productos que cruzan una y otra vez la frontera antes de ser terminados.

Sarukhan advirtió que la historia de éxito del tratado de libre comercio en las ultimas dos décadas enfrenta ahora retos. Tenemos, dijo, una relación comercial del Siglo 21, pero con un marco legal del Siglo 20 y una infraestructura del Siglo 19.

"El TLCAN fue diseñado cuando el mundo era muy diferente a lo que es ahora y el reto está en cómo actualizarlo", indicó.

En este sentido, destacó, la futura incorporación de México y Estados Unidos al Acuerdo Estratégico Trans-Pacífico de Asociación Económica (TPP) es muy importante porque va a permitir actualizar el TLCAN sin tener que renegociar ese acuerdo comercial.