Importación ilegal de zapatos disminuye 45%

La importación ilegal de zapatos disminuyó 45 por ciento en el cuarto trimestre de 2014, luego de las medidas implementadas en septiembre pasado con el decreto para favorecer a la industria, informó el Servicio de Administración Tributaria (SAT).

El jefe del SAT, Aristóteles Núñez, informó que a septiembre del año pasado, el promedio de importación mensual fue de siete millones de pares provenientes de Asia, cifra que se redujo a unos cuatro millones de pares por mes en el último trimestre de 2014, lo que permitió aumentar la recaudación en 62 millones de pesos en dicho periodo.

Al dar a conocer los resultados de las medidas implementadas tras el decreto presidencial para impulsar la productividad, competitividad y combate de prácticas de subvaluación en el sector, dijo que más de 70 por ciento de estos zapatos entraba con un precio muy por debajo del mínimo de producción o de la materia prima.

En rueda de prensa acompañado por representantes de la industria del calzado, el funcionario refirió que en 2008, el precio de los pares de zapatos importados a México fue de 12 dólares y en fechas recientes su precio era de seis dólares por par.

Con estas acciones, dijo, también disminuyó la entrada de calzado utilizando una suspensión definitiva, toda vez que hasta septiembre del año pasado se importaron cuatro millones de pares con amparo, mientras que en el último trimestre ya no se presentó ninguna operación de ese tipo.

Precisó que poco más de 70 por ciento del producto entraba de manera subvaluada, muy inferior del precio mínimo de producción, incluso por debajo del precio de la materia prima con la cual se fabrica este calzado, lo que generaba una competencia desleal y una afectación directa a la industria del calzado.

El funcionario federal refirió que la mayoría de los zapatos subvaluados provienen de China y una pequeña proporción de Vietnam.

Hasta septiembre de 2014, la Administración General de Aduanas (AGA) tenía registrados a dos mil 700 importadores de calzado, pero a partir de octubre sólo operan 278, y de éstos 102 aún realizan operaciones subvaluadas.

Estos 102 importadores son fiscalizados y generaron una garantía de 380 millones de pesos, la cual podrá hacerse efectiva una vez que el SAT concluya la auditoría para conocer si el precio declarado en aduana corresponde con el que se adquirió el calzado, pues si la factura es falsa, el dinero queda a favor del Estado para garantizar el pago de los impuestos.

Aseguró que hay más de mil facturas en proceso de revisión con los proveedores originarios en Asia para confirmar si el valor en aduanas es el que se pactó en la compra-venta, y comentó que se canceló la patente a dos agentes aduanales tras identificarse que operaban con importadores con amparos.

El jefe del SAT refirió que en el país existen 11 mil 38 empresas fabricantes de calzado que generan 240 mil empleos directos.

Mencionó que en 2013 entraron al país 62 millones de pares de calzado de Asia, principalmente de China, los cuales representaron una importación con un valor de 370 millones de dólares, es decir, 6.6 dólares por cada par.

A su vez, México exporta alrededor de 25 millones de pares de calzado con un valor de poco más de 500 millones de dólares, lo que significa un precio de 20 dólares por cada par de zapatos, comentó.

Afirmó que los zapatos que se importan con un precio subvaluado tienen mala calidad, incluso representan cierto riesgo sanitario por la toxicidad que traen la materia prima con la que se fabrican "y que pone en riesgo a la población mexicana".

El funcionario subrayó que la determinación del gobierno es combatir de manera frontal el comercio ilícito de zapatos que afecta a la planta productiva nacional, así como seguir trabajando con este sector para mantener, proteger e impulsar la industria nacional.

Como resultado de estas medidas, abundó, en el cuarto trimestre de 2014 la recaudación en este sector aumentó en 62 millones de pesos por el impuesto general de importaciones, lo que representa 5.0 por ciento más respecto a igual periodo de un año antes.

El presidente de la Cámara de la Industria del Calzado del Estado de Zacatecas (CICEG), Ysmael López García, aseguró por su parte que la importación de calzado subvaluado causó una afectación de por lo menos 10 por ciento de la planta productiva nacional en 2014, lo que también impacto el empleo.