Sonora alista homenajes a Edmundo Valadés a 100 años de su nacimiento

Con una gala lírica de ópera y zarzuela, la develación de una placa, mesas redondas y conferencias magistrales, el Instituto Sonorense de Cultura (ISC) rendirá homenaje al cuentista, periodista y editor mexicano, Edmundo Valadés Mendoza (1915-1994), en el centenario de su nacimiento.

La actividades, organizadas por el ISC, el Ayuntamiento de Guaymas y el Consejo Nacional para la Cultura y las Artes (Conaculta) arrancarán el 18 de marzo en Hermosillo, Sonora, con una conferencia magistral a cargo de la escritora Beatriz Espejo y el investigador Lauro Zavala, en el marco del programa "En la Plaza Hidalgo... Es Tiempo de Leer".

Un día después, el 19 de marzo, en su natal Guaymas se develará una placa conmemorativa, en la Casa de la Cultura, que próximamente llevará su nombre, y se realizará una mesa redonda sobre la obra de Valadés, con Enrique Serna y Pablo Soler Frost, mientras que el actor Manuel Ojeda hará una lectura de textos del homenajeado.

Por la tarde, se llevará a cabo una gala lírica de ópera y zarzuela, a cargo de las sopranos Dana Chávez y Valeria Quijada, acompañadas por el barítono Fernando Gutiérrez y el maestro Roberto Galván, en el piano.

La Feria del Libro Hermosillo 2015, a realizarse en octubre próximo, será dedicada in memoriam a Edmundo Valadés y los eventos literarios programados a lo largo del año en Hermosillo, Nogales, Puerto Peñasco, Ciudad Obregón y Álamos, Sonora, también tendrán actividades relacionadas con el legado del escritor.

Originario de Guaymas, Sonora, Valadés Mendoza nació el 22 de febrero de 1915 y murió el 30 de noviembre de 1994 en la Ciudad de México. Fue propulsor del cuento como género, además de ser uno de los primeros promotores de la microficción en América Latina a través de su revista "El Cuento", por la cual recibió en 1981 el Premio Nacional de Periodismo.

El intelectual sonorense también fue galardonado con la medalla Nezahualcóyotl, por la Sociedad General de Escritores de México (SOGEM), y con el Premio Rosario Castellanos, que otorga el Club de Periodistas de México.

Entre sus obras destacan "La muerte tiene permiso" (1955), "La Revolución y las letras" (1960), "Las dualidades funestas" (1967), "El libro de la imaginación" (1970), "Por caminos de Proust" (1974), "Sólo los sueños y los deseos son inmortales, palomita" (1986), por mencionar algunos.