Capturan al coordinador de ingreso de mafiosos a Argentina

Las autoridades colombianas capturaron aquí a Alejando Gracia Álvarez, (alias Gato Seco) narcotraficante que coordinaba el ingreso de mafiosos a territorio argentino para evadir la justicia y ocultar sus fortunas.

La Unidad Investigativa del diario El Tiempo, aseguró que Gracia Álvarez, fue detenido en el centro de Bogotá, el pasado fin de semana, pero su captura se mantuvo en bajo perfil por los organismos de seguridad a pesar de su importancia.

Agentes antimafia de Estados Unidos confirmaron al diario colombiano que este es uno de los golpes "más grandes que se les han dado a las finanzas del narcotráfico en el exterior".

El detenido es cuñado del capo Juan Carlos Ramírez Abadía, (alias Chupeta), considerado una "especie de contador de al menos una decena de narcotraficantes colombianos que se han refugiado en Argentina o han mandado sus fortunas y familias allí".

"Él es el cerebro del desembarco de la mafia colombina en ese país. 'Chupeta' lo envió desde el 2003 a abrir empresas y a comprar finca raíz para lavar dinero de los carteles de Cali y del norte del Valle", manifestaron las fuentes antimafia.

Desde 2003 Gracia Álvarez, quien tenía circular roja, se "convirtió en el 'embajador de otros mafiosos que buscaban refugio en Buenos Aires y Rosario", aseguró al rotativo colombiano los agentes estadunidenses.

Agregaron que "fue él quien creó el mecanismo para lavarles la plata de los narcoenvíos que salen por Argentina y cuyos dividendos terminan irrigando su economía y la colombiana".

Los agentes explicaron que "para ese blanqueo de capitales, abrió restaurantes, exportadoras de carne, lavaderos de carros, inmobiliarias."

La DEA también comprobó que el capo colombiano "tenía gente en Migración que se encargaba de borrar los ingresos de mafiosos colombianos a Argentina. Además, les proveía falsas identidades para que se movieran por toda Suramérica".