Instituto electoral inicia acciones para rescindir contrato con Scytl

El Instituto Nacional Electoral (INE) realiza acciones para rescindir el contrato que firmó el 30 de septiembre de 2014 con el consorcio encabezado por la empresa Scytl México, por incumplimiento.

El INE aclaró en un comunicado que esta situación no afectará las tareas sustantivas que en materia de fiscalización le fueron conferidas en la reforma político-electoral, de cara a los comicios del 7 de junio.

El instituto resaltó que conforme al contrato INE/SERV/024/2014, el 14 de diciembre de 2014 se venció el plazo para que Scytl entregara el primer módulo de contabilidad, situación que a la fecha no efectuó.

Precisó que ante esta situación y desde el momento en que se detectó la omisión en la entrega del módulo referido, inició un proceso de valoración institucional que involucró aspectos técnicos en materias tecnológica, administrativa, legal y de fiscalización.

Ello con el fin de identificar no sólo las implicaciones de dicha omisión, sino también para tomar la mejor decisión que garantice el cumplimiento de las obligaciones constitucionales que la autoridad electoral tiene en materia de fiscalización.

Ante el incumplimiento de Scytl, el INE garantizó que "con un esfuerzo adicional, ejerciendo sus capacidades técnicas y maximizando sus recursos humanos, está en condiciones de desarrollar, implementar y administrar una herramienta que posibilite el reporte de cada una de las operaciones que realicen los partidos políticos y los candidatos".

En ese sentido anunció que ya trabaja en el desarrollo de una aplicación informática que le posibilite cumplir oportunamente sus atribuciones en materia de fiscalización.

Para la nueva aplicación informática cuenta con el apoyo de expertos en desarrollo de herramientas informáticas de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) y puso en marcha las acciones necesarias que tendrán como resultado un sistema que registre la contabilidad y evidencias de las campañas de 2015.

Por lo anterior, acotó, "la autoridad electoral está en condiciones de hacer frente a la decisión de iniciar el proceso de rescisión, sin que ello afecte las tareas sustantivas que en materia de fiscalización le fueron conferidas".

Finalmente resaltó que al observar el principio de máxima publicidad, informará puntualmente sobre las decisiones que se adopten en esta materia, así como en el proceso de rescisión de los servicios originalmente contratados con el consorcio encabezado por Scytl.