Conservadores de Florida piden reforma migratoria a sus congresistas

Un grupo de líderes conservadores del sur de Florida pidió hoy a sus congresistas federales aprobar una reforma migratoria, una vez que los republicanos ganaron el control total del Congreso.

Rudy Fernández, asistente en asuntos hispanos del expresidente George W. Bush (2001-2009), dijo que a partir de enero cuando entren en funciones la Cámara de Representantes y el Senado los republicanos tienen "la responsabilidad" de guiar una solución en el tema de la reforma.

Señaló en una rueda de prensa que las decisiones ejecutivas como la que plantea el presidente Barack Oabama sobre el tema migratorio serán "temporales" y "no resuelven el problema".

Indicó que los republicanos deben demostrar "su liderazgo" en el tema de la reforma, pues esta es clave para que el Partido Republicano recupere votos entre los latinos y gane las elecciones presidenciales de Estados Unidos en 2016.

El pasado fin de semana informes de prensa señalaron que el presidente Barack Obama afina detalles de una serie de medidas ejecutivas sobre la reforma, mientras los republicanos han amenazado con bloquear el presupuesto si el mandatario adopta las medidas de manera unilateral.

Los republicanos en la Cámara de Representantes se han negado desde el 2013 a votar la reforma aprobada por el Senado con votos de ambos partidos.

En la rueda de prensa participó además el alcalde de Miami, el republicano Tomás Regalado, quien dijo que es "injusto" que cerca de 11 millones de indocumentados que se cree viven en Estados Unidos tengan que mantenerse a "la sombra".

El tema de la reforma migratoria se estima será clave para lograr más seguidores del voto latino para los próximos comicios presidenciales.

Los hispanos apoyaron a Obama ampliamente en 2008 y en 2012, pero el mandatario ha fallado en cumplir con la reforma migratoria, una de las promesas que hizo desde su llegada al poder.