El partido español Podemos tiene parecido al chavismo en Venezuela

El emergente partido español Podemos tiene un marcado parecido con el ascenso del chavismo en Venezuela, en un contexto de crisis que debilitó la credibilidad de los grupos políticos tradicionales, aseguró el analista Sadio Garavini.

"Hay una relación obvia y evidente, hay que recordar que (el fallecido presidente Hugo) Chávez entregó varios millones (de dólares) al centro de estudios que está en Valencia, que antecedió a la fundación de Podemos", explicó Garavini en diálogo con Notimex.

Garavini apuntó que recientemente se conoció que el Centro de Estudios Políticos y Sociales (CEPS), fundado por el líder de Podemos, Pablo Iglesias, recibió hasta 3.7 millones de euros por asesorar al gobierno venezolano.

El exembajador en Suecia recordó además que el ascenso en las encuestas de Podemos se da en un contexto de crisis económica y escándalos de corrupción, con los partidos tradicionales similar al que permitió el surgimiento de Chávez.

"Se puede comparar con el chavismo por su visión ideológica, su aprovechamiento de ciertas condiciones que le permiten crecer", subrayó Garavini, quien agregó que el dirigente de Podemos, Juan Carlos Monedero, fue asesor de Chávez entre 2005 y 2010.

Según una reciente encuesta del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS), Podemos, que apenas fue fundado en enero de este año, se ha convertido en pocos meses en el partido más popular con un 17 por ciento de preferencia electoral.

El aumento de las simpatías de Podemos se da en un contexto en el que el Partido Socialista Obrero Español (PSOE) y el gobernante Partido Popular (PP) apenas recibieron el apoyo del 12.8 y 11.7 por ciento de la población, respectivamente.

Garavini subrayó que España todavía sufre un desempleo superior al 20 por ciento que es consecuencia de la crisis económica de 2009, lo que sumado a recientes escándalos de corrupción creó las condiciones para el ascenso de propuestas populistas.

"La crisis económica, más la corrupción crea las condiciones para el populismo, para elementos radicales que vienen a salvar la patria y ponen el acento entre el pueblo y la casta", explicó el doctor en Ciencias Políticas.

Sin embargo, el diplomático resaltó que "en España no son tan proclives al caudillismo y el militarismo como en América Latina, esa es una gran diferencia, la España post-75 (tras la dictadura de Francisco Franco) creo que tiene suficientes anticuerpos".

Garavini vaticinó que la clave para frenar el ascenso de Podemos, será mantener la lucha contra la corrupción, que el incipiente crecimiento económico de España pueda sentirse en la calle y alertar sobre las similitudes entre el chavismo y Podemos.

"Si se lograse que los efectos de las reformas económicas en marcha resultasen más rápido, tendrías un menor nivel de descontento. Ahora, si yo fuera español yo trataría de resaltar el paralelismo entre el chavismo y Podemos para que los españoles abran los ojos", precisó.