Netanyahu promete respuesta de Israel por atentado en sinagoga

El primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, advirtió que responderá con decisión al ataque de hoy a una sinagoga, hecho que fue condenado por el líder palestino Mahmoud Abbas.

El jefe del gobierno israelí agregó que el ataques es un resultado directo de la incitación hecha por Hamás y la Autoridad Nacional Palestina (ANP) que encabeza Abbas, pero también de la irresponsable comunidad internacional.

Por su parte el ministro israelí de Seguridad Pública, Yitzhak Aharonovitch, llamó a la comunidad judía de Jerusalén a evitar la venganza y permitir a la policía hacer su trabajo.

No puedo prometer que no habrá otro ataque terrorista, pero sí que estamos haciendo todo para prevenirlo, aunque no podemos estar en todos lados, agregó.

Este martes a las 7:15 horas (4:15 GMT) dos palestinos identificados como Rassan y Uday Abu-Jamal, vinculados con un prisionero palestino liberado en un intercambio con Israel, ingresaron con un cuchillo, un hacha y una pistola a una sinagoga y mataron a cuatro judíos.

Además dejaron heridos a otros ocho, pero al enfrentar a dos policías murieron, señalaron reportes de la prensa israelí.

Abbas por su parte, condenó la muerte de los fieles judíos y de civiles de cualquier partido, tras llamar a concluir con las incursiones y provocaciones de colonos judíos contra la mezquita de Al Aqsa.

La incursión en la sinagoga fue condenada también por el secretario estadunidense de Estado, John Kerry, quien la calificó como "brutalidad sin sentido" y pidió a los líderes palestinos repudiarla.

Antes, el movimiento islámico Hamás indicó que fue una respuesta al asesinato del conductor de autobús Yusuf Hassanal-Ramouni, quien fue hallado colgado en una terminal de transporte en Jerusalén la noche del domingo, aunque la policía dijo que se trató de un suicidio.

Hamás agregó que también fue una respuesta a los crímenes que comete Israel en la mezquita de Al Aqsa, y llamó a continuar con los actos de revancha.