Congreso colombiano apoya suspensión del diálogo con las FARC

El Congreso colombiano respaldó hoy la decisión del presidente Juan Manuel Santos de suspender los diálogos de paz que sostiene el gobierno con las FARC debido al secuestro del general Rubén Alzate en el departamento de Chocó.

El presidente del Legislativo, José David Name, pidió rodear al mandatario en su determinación y les exigió a las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) la liberación inmediata del oficial y de dos personas que lo acompañaban.

"Respaldo total a las Fuerzas Militares. El presidente ha demostrado que quiere la paz, se la ha jugado por la paz y los colombianos tenemos que rodearlo y estar con nuestras Fuerzas Armadas en este momento tan difícil", dijo.

El senador del oficialista partido de La U aseguró que suspender los diálogos era "lo esperado y este secuestro no le hace bien a los diálogos de paz. Les exigimos a las FARC que liberen inmediatamente al general", apuntó.

El comandante de la Fuerza de Tarea Conjunta Titán del Ejercito fue retenido el domingo junto a un suboficial y una civil, cuando realizaba un recorrido por el departamento norteño de Chocó, en la frontera con Panamá.

Tras un encuentro con la cúpula militar, Santos responsabilizó al grupo rebelde del secuestro, que calificó de "inaceptable", y anunció pasada la medianoche la suspensión del diálogo que se desarrolla en La Habana, Cuba.

El jefe de Estado les ordenó a los negociadores del gobierno -que este lunes tenían previsto viajar a la isla a una nueva ronda de conversaciones con las FARC- que se abstuvieran de desplazarse.

"Se suspende esta negociación -que comenzó en 2012- hasta tanto se aclare y se liberen a estas personas", advirtió el presidente colombiano.

En su mensaje, Santos aseguró que hay "circunstancias" que deben aclararse, como por ejemplo el hecho de que el general Alzate estuviera de civil en una zona roja, donde operan unidades de ese grupo insurgente.

La senadora del Partido Alianza Verde, Claudia López, dijo a su vez que aunque se negocie en medio del conflicto "hay límites obvios. Ni Ejército puede asesinar a un negociador de las FARC ni las FARC secuestrar a un general".

El legislador de Cambio Radical, Carlos Fernando Galán, rechazó la retención del oficial y señaló que "cuando entramos en el momento más difícil de la negociación las FARC hacen todo para que caiga el apoyo ciudadano".