Bellas Artes lamenta fallecimiento de la traductora Aurora Bernárdez

El Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA) expresó su pesar por el fallecimiento de la traductora argentina Aurora Bernárdez, quien murió ayer en París, Francia, a los 94 años, víctima de un accidente vascular.

En un comunicado, recordó que la primera esposa y albacea literaria de Julio Cortázar es considerada por los especialistas como una de las mejores traductoras de su generación.

Entre sus trabajos figuran traducciones de la obra de Simone de Beauvoir, Albert Camus, Italo Calvino, William Faulkner, Gustave Flaubert y Jean-Paul Sartre, entre otros.

Bernárdez nació en Buenos Aires, Argentina, el 23 de febrero de 1920. Cursó la carrera de Letras en la Universidad de Buenos Aires, donde se licenció en Literatura.

Conoció a Julio Cortázar en 1948, gracias a su amiga, la escritora Inés Malinow.

Cuatro años más tarde, al hacerse más sólida la relación, la traductora se fue vivir a París con el autor de Rayuela, con quien se casó en 1953.

Su matrimonio duró hasta 1967, año en el que se divorciaron, pero se sabe que mantuvieron una estrecha relación hasta la muerte del autor, ocurrida también en París, pero en 1984.