Obama refrenda compromiso de encarar el tema migratorio

El presidente Barack Obama refrendó hoy su compromiso de encarar los problemas migratorios de Estados Unidos a través de una "acción ejecutiva" e hizo un nuevo llamado al Congreso a aprobar una reforma migratoria integral.

En una proclama oficial con motivo del Mes de la Herencia Hispana, que se celebra del 15 de septiembre al 15 de octubre en todo el país, Obama reconoció las contribuciones de los latinos a las fuerzas armadas, la cultura y la historia de Estados Unidos.

"Mi administración está comprometida en apoyar y pelear por políticas que ayuden a los hispanos a tener éxito", señaló el jefe de la Casa Blanca.

Obama prometió el pasado 30 de junio adoptar antes de que finalizara el verano una acción ejecutiva en migración, ante la falta de consenso en el Congreso para lidiar con la crisis de niños migrantes y aprobar una reforma migratoria.

Sin embargo, el pasado fin de semana decidió posponerlo hasta después de las elecciones del 4 de noviembre, luego de que varios senadores demócratas pidieron no abordar el tema por temor a que fuera usado como arma política en su contra por sus rivales republicanos.

En su proclama, Obama reiteró que la reforma del sistema migratorio es crucial para el futuro económico de Estados Unidos.

"Cuando los trabajadores educados en Estados Unidos no pueden quedarse e innovar aquí, se nos priva de sus contribuciones, y cuando los inmigrantes tienen que trabajar en las sombras, a menudo ganan salarios injustos y sus familias y la economía sufren", indicó.

"Por eso sigo pidiendo al Congreso a promulgar una reforma migratoria integral, y por eso estoy decidido a lidiar con nuestro sistema roto de inmigración a través de la acción ejecutiva de una manera que sea sostenible y eficaz, y dentro de la límites de la ley", dijo.

Originado en 1968 durante la presidencia de Lyndon B. Johnson, el Mes de la Herencia Hispana celebra las historias, culturas y contribuciones de los ciudadanos estadounidenses cuyos antepasados vinieron de México, España, Centro, Sudamérica y el Caribe.

En 1988 el presidente republicano Ronald Reagan amplió el festejo para cubrir el período de 30 días que comienza el 15 de septiembre y finaliza el 15 de octubre.

El calendario de festejos cubre así el aniversario de la independencia de Costa Rica, El Salvador, Guatemala, Honduras y Nicaragua el 15 de septiembre, así como la de México el día 16 y el de Chile el día 18. Asimismo abarca el Día de la Raza, el 12 de octubre.