Rechaza Iglesia peruana despenalizar sexo entre adultos y menores

La Iglesia católica peruana cerró hoy filas en contra de una decisión del Tribunal Constitucional (TC) que despenaliza las relaciones sexuales consentidas entre adultos y adolescentes, lo que a su juicio generaría un caos social.

En su homilía dominical, el cardenal Juan Luis Cipriani reafirmó su oposición a la medida y clamó la intervención del Congreso, a fin de que se anule, corrija y se reaccione frente a lo que calificó como un "atentado contra la sociedad".

A juicio del purpurado, con esta iniciativa se ha "engañado" a la población, ya que supuestamente el dispositivo sólo anulaba la sanción penal en los casos de las relaciones sexuales entre menores.

"Es una barbaridad y va contra los dispositivos de la legislación internacional", expresó Cipriani, al tiempo que llamó a defender los valores de la familia.

Expertos peruanos consideran que la despenalización de las relaciones sexuales consentidas con adolescentes de 14 a 18 años de edad alentaría el turismo sexual en Perú.

La ministra de la Mujer, Ana Jara, reclamó un fallo del TC que ya no sanciona a los adultos que tengan relaciones con menores, siempre que éstos hayan consentido ser sus parejas ocasionales.

Jara dijo a periodistas que Perú podría convertirse en un "paraíso sexual" ya que vendrían al país turistas de diversas partes del mundo, quienes se internarían en poblados amazónicos donde las personas inician sus relaciones a temprana edad.

"Debemos evitar que las lacras de la explotación infantil, la trata de personas, se asienten en territorio peruano", indicó la funcionaria, al pedir al Legislativo que evalúe las penalidades sobre las relaciones con adolescentes.

Lima encabeza la lista negra de las ciudades peruanas en las que se cometen mayores delitos de este tipo, sin embargo el "paraíso sexual" por excelencia está ubicado en la capital de la Amazonía peruana, Iquitos, de acuerdo con investigaciones del gobierno.