Centroamérica es primera zona libre de municiones de racimo

El presidente de Costa Rica, Luis Guillermo Solís, destacó esta noche la ratificación hecha por Belice de la Convención sobre Municiones en Racimo (CMR), lo que convierte a Centroamérica en la primera región del mundo en abolirlas.

La decisión beliceña fue saludada por Solís al inaugurar la Quinta Reunión de Estados Parte (5REP) de la CMR en esta capital y que congrega a un medio millar de delegados internacionales.

"La convención habrá alcanzado a todas las regiones del mundo", expresó el mandatario durante la ceremonia llevada a cabo en el céntrico Teatro Popular "Melico Zalazar".

Sobre la ratificación de Belice, Solís expresó su satisfacción al anunciar "que Centroamérica se ha convertido en ese sentido en la primera región del mundo en abolir de manera definitiva las municiones de racimo".

"Más de 110 países han decidido tomar acciones para prohibir el uso de este tipo de artefactos", señaló el presidente al referir que se trata de "una aspiración universal".

En cuanto a Costa Rica, dijo que "desde hace varios lustros, hemos venido expresando nuestra consternación por la alta tasa de víctimas civiles, en hostilidades internas o internacionales".

Solís dijo que "es un deber moral ineludible, la cooperación internacional para limpieza de los terrenos, por parte de aquellos estados que lanzaron estos artefactos sobre territorio de otros estados".

Subrayó "la voluntad, de Costa Rica de asumir posiciones de vanguardia, por un mundo más pacífico y fraterno".

Los cuatro encuentros anteriores tuvieron lugar en Laos (2010), Líbano (2011), Noruega (2012), y, Zambia, el año pasado.

De acuerdo con la cancillería costarricense, los efectos de las municiones en racimo son aún sentidos en 23 países, y las víctimas fatales son 98 por ciento civiles, principalmente mujeres, niños, y jóvenes.

La convención es un tratado internacional que prohíbe el uso, la transferencia, y el almacenamiento de bombas de racimo, un arma explosiva que, al estallar, dispersa las municiones.

La convención fue aprobada el 30 de mayo de 2008, por 107 naciones reunidas en Dublín, la capital de Irlanda, fue puesta a firma de otros países, el 3 de diciembre de ese año, y entró en vigencia el 1 de agosto de 2010, cuando 30 de los países firmantes la ratificaron.

La 5REP se extenderá hasta el próximo día cinco.