México es un país apasionante con historias que contar: Chus Gutiérrez

Con la idea de que en México surgen muchas historias para dirigir como cineasta, la granadina Chus Gutiérrez presentó en esta capital "Ciudad Delirio", una comedia romántica situada en Cali, en medio de la salsa y de los coleccionistas de discos.

En entrevista con Notimex, en la emblemática Casa de América de esta capital, la cineasta aseguró que "México me parece un país apasionante", y sostuvo que tan sólo en Oaxaca, donde estuvo hace unos años, se imaginó "al menos cuatro historias que contar".

Señaló que México, además de buena cinematografía ha dado grandes artistas en todos los sentidos: pintores, actores, actores, cantantes, cineastas que trabajan en todo el mundo.

La realizadora señaló que la idea de "Ciudad Delirio" no surge de ella y además, no había aún pisado Cali. "Surge del productor colombiano, Diego Ramírez, que de alguna manera quiere hacer una película fuera del cine colombiano habitual, de la violencia, drogas, de lo que se llama narco miseria".

La productora española, Elena Manríquez es quien decide que la cinta sea dirigida por Chus Gutiérrez, quien fue premiada hace años en el Festival de Cine de Guadalajara por su filme "Retorno a Hansala".

Para la directora española, rodar en Cali fue una experiencia brutal, nueva y dado que la película era 75 por ciento colombiana, implicó trabajar con un equipo desconocido, muy joven y muy profesional.

"Ha sido un regalo, pero es que tenemos una cosa que nos une y de la que no somos muy consciente, que es la lengua y que es una unión muy fuerte y fácil aunque parece que no nos damos cuenta", dijo.

En "Ciudad Delirio", "Javier" (Julián Villagrán) es un médico que viaja a Cali para participar en un congreso y en una noche de fiesta conoce a "Angie" (Carolina Ramírez), una bailarina colombiana.

A su vuelta a Madrid, "Javier" se replanteará su vida y dejará a un lado su trabajo y su relación para regresar a Cali con la ayuda de su mejor amiga.