SNTE trabaja elevar calidad de enseñanza pública

El Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) trabaja para elevar la calidad de la enseñanza pública y mejorar las condiciones laborales de los profesores, para responder a los desafíos del nuevo marco legal.

En el marco de una reunión entre directivos del SNTE y representantes de la Internacional de la Educación para América Latina, el dirigente de la organización gremial, Juan Díaz de la Torre, resaltó la importancia de que la educación se mantenga como un valor y no como una mercancía.

En el encuentro, los asistentes manifestaron su interés en las acciones de transformación emprendidas por el SNTE para atender de manera proactiva a los desafíos que implica el nuevo marco legal, sobre todo en temas de transparencia y rendición de resultados, así como la actualización y profesionalización en línea de los maestros.

En este diálogo, los participantes coincidieron en la importancia que tiene para los maestros de América Latina ser representados por organizaciones legítimas que velen por sus derechos y por la optimización del trabajo educativo.

Opinaron que el sindicalismo debe corresponder a una política de transformación que se ocupe de generar propuestas y debates con la sociedad, en beneficio común.

Además, expusieron las preocupaciones regionales sobre las condiciones laborales de los maestros, la educación gratuita, la evaluación global de alumnos en condiciones desiguales, la actualización de los docentes y su evaluación.

El presidente del Comité Regional para América Latina de la Internacional de la Educación Argentina, Hugo Yasky, reconoció el papel que el SNTE juega en la educación nacional y el bienestar de los maestros.

Manifestó su interés de estrechar vínculos para la lucha común por un sindicalismo transparente, que dialogue con la sociedad y siga comprometido con la escuela pública.

La Internacional de la Educación es una de las 10 federaciones sindicales mundiales y la única que representa al personal de la educación en el mundo.

Esta organización, que representa a 348 organizaciones en la materia, tiene su sede en Bruselas, Bélgica, y es reconocida como interlocutora de organizaciones internacionales en temas relacionados con la educación y los derechos de los trabajadores.