Los países América Latina deben realizar reformas estructurales para compensar la baja en las previsiones de crecimiento económico, indicaron hoy los dirigentes del BID, Luis Alberto Moreno, y de la OCDE, José Angel Gurría.

En el V Foro Económico Internacional de América Latina y el Caribe, que se celebró este vienes en París, Francia, el presidente del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) reiteró que se prevé que Latinoamérica crecerá 3.5 por ciento este año.

América Latina "ya no tiene los vientos a favor de los últimos años" en los que llegó a crecer hasta 5.0 por ciento, advirtió Moreno.

"Por ello las respuestas están en el interior de nuestros países", dijo, tras insistir en la necesidad de realizar reformas internas profundas que permitan a la región compensar la previsible caída de precios de las materias primas, principal fuente regional de ingresos.

"Las reformas son necesarias para luchar contra la volatilidad que nos afecta siempre", declaró por su parte el secretario general de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), José Angel Gurría, quien inauguró el foro.

Alertó que la región precisa de reformas, la llamó a no "ser autocomplaciente" y lograr un crecimiento económico sostenible independiente de "factores externos" como en los últimos años.

Gurría indicó que si bien la cifra esperada de crecimiento en América Latina es superior a la de otras zonas económicas como Estados Unidos y Europa, el porcentaje "es insuficiente" para las necesidades de desarrollo y de creación de empleo de la región.

Altos funcionarios, que participaron en el foro, estimaron que para mantener el ritmo de crecimiento necesario es preciso que la economía de Latinoamérica crezca al menos 4.0 por ciento al año.

La OCDE y la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL) estimaron que la región crecerá este 2013 un 3.5 por ciento.

El presidente del BID estimó que la productividad es el problema más importante de América Latina y "el desafío central para la región", y que para impulsarla será necesario acometer reformas de gran calado.

El ministro peruano de Economía, Luis Castilla, participante en el foro, también coincidió con la necesidad de que la región debe aumentar la productividad ya que sigue siendo muy baja en comparación con la de los países desarrollados.

En el foro, celebrado tras la clausura de la ministerial anual de la OCDE, también intervinieron el ministro panameño de Economía, Frank de Lima, el ministro costarricense de Hacienda, Edgar Ayales, y el subsecretario de Hacienda de México, Fernando Aportela, entre otros.