Anuncian Convención Regional del Día Mundial del Medio Ambiente

Del 5 al 8 de junio se llevará a cabo la Décima Convención Regional para la Celebración del Día Mundial del Medio Ambiente con la participación de autoridades locales, federales, empresarios, universidades e instituciones no gubernamentales.

En conferencia de prensa, representantes de algunas organizaciones participantes, indicaron que el objetivo principal del evento, es sensibilizar y concientizar a la sociedad de la problemática ambiental y sus consecuencias en la humanidad, además de sumar esfuerzos a favor del cuidado del medio ambiente.

Edmundo Morales coordinador de la Convención confirmó que cada año, diversos grupos y asociaciones en todo el mundo conmemoran el 5 de junio como el Día Mundial del Medio Ambiente, sin embargo, estas acciones son aisladas, independientes y no trascienden a la sociedad en su conjunto.

Indicó que durante los tres primeros días de trabajo se realizarán conferencias que abordarán las problemáticas y soluciones de la contaminación de la atmósfera, el suelo y agua, y el 8 de junio se realizará un Ecotur.

Según el reporte 2011 de la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), en Puebla el 50 por ciento de los bosques en la entidad están en situación de desforestación debido a incendios o plagas.

De acuerdo con la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO), a nivel mundial entre 2000 y 2010 se perdieron anualmente cerca de 13 millones de hectáreas de bosques por desastres naturales, en comparación con los 16 millones de hectáreas anuales en la década de 1990-2000.

La deforestación promedio anual en la última década corresponde a la superficie de Costa Rica, 51.100 kilómetros cuadrados.

Asimismo, la FAO revela que la superficie forestal total mundial es aproximadamente de 4000 millones de hectáreas, ocupando el 31 por ciento de la superficie terrestre total.

Dentro de los principales problemas de la desforestación es el cambio de uso de suelo, por uso agrícola, así como la conversión de bosque por zonas de desarrollo inmobiliario e infraestructura.