El presidente colombiano Juan Manuel Santos valoró hoy la invitación para que su país ingrese a la OCDE, lo que refleja la transformación de la economía local y constituye un respaldo a las políticas del gobierno.

"Este es un reconocimiento a los logros del gobierno y del país en materia social, económica y de seguridad", aseveró el gobernante en una declaración leída en la presidencial Casa de Nariño.

Los 34 países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) invitaron este jueves a Colombia y Letonia a iniciar negociaciones con vistas a una próxima adhesión y expresaron su intención de hacer lo mismo con Costa Rica y Lituania en 2015.

"Colombia es el país, en la historia de esta organización, que menos ha tardado en lograr esta invitación. Lo logramos en dos años y medio", recordó el jefe de Estado.

El mandatario apuntó que esta invitación de la OCDE "es un reflejo de la transformación de Colombia y un espaldarazo" a la tarea que el gobierno viene haciendo.

Santos indicó que un eventual ingreso a la OCDE traerá una serie de beneficios para el desarrollo de Colombia, entre ellos que esta nación mejorará cada vez más la calidad de sus políticas públicas y se medirá por los más altos estándares de calidad.

Añadió que el ingreso a la OCDE incrementará la confianza de los inversionistas en el país, lo que permite continuar con la política de generación de empleo para los colombianos y el mejoramiento de su calidad de vida.

Para Santos, la decisión "significa que Colombia se sigue insertando en los escenarios mundiales más importantes en materia económica y política".

"Debo aclarar que la OCDE no nos va a decir qué hacer, pero sí nos dirá cuál es la mejor manera de hacer lo que queremos hacer", expresó el mandatario.

Recordó que para la toma de algunas decisiones recientes del gobierno se tuvieron en cuenta las recomendaciones de esta organización, tal como ocurrió con el Plan de Desarrollo, el diseño de la reforma tributaria y la reducción de los aranceles.

"Con la OCDE, además, desarrollamos un mecanismo de denuncias para blindar de sospechas de corrupción los procesos de contratación", señaló Santos.