Reconoce STPS disposición para la negociación en Aeroméxico

El secretario del Trabajo y Previsión Social, Alfonso Navarrete Prida, resaltó que en la negociación laboral en Aeroméxico hay disposición al diálogo entre empresa y trabajadores y externó su confianza en que las partes lleguen a un acuerdo.

Entrevistado al salir de una reunión de trabajo con representantes sindicales de sobrecargos y de la aerolínea, explicó que la huelga no es conveniente para los trabajadores ni para la empresa, mucho menos para México.

"Por ello, la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS) encabeza el esfuerzo por acercar las posiciones, y que las negociaciones concluyan de forma satisfactoria", subrayó.

Navarrete Prida puntualizó que en todo momento la STPS coadyuva para garantizar los derechos que la clase trabajadora ha alcanzado históricamente, al tiempo que reiteró que la dependencia su cargo seguirá tutelando los derechos de los trabajadores.

Comentó que aún quedan algunos días para poder llegar a una solución, y que en cada una de las reuniones que seguirán efectuando pondrá su mayor esfuerzo y compromiso para conseguir el resultado que el país espera.

Manifestó que hay un ambiente de comunicación franca y abierta entre los trabajadores y la empresa, lo que deja claro que las partes quieren alcanzar una solución en beneficio del país y de los usuarios del servicio aéreo.

Por otro lado el emplazamiento a huelga para el último minuto del 31 de mayo próximo en Aerovías de México (Aeroméxico) generó opiniones divididas de los sindicatos de pilotos, sobrecargos y personal de tierra de la empresa.

En el pleno de la Unión Nacional de Trabajadores (UNT), integrantes del Comité Ejecutivo Nacional de la Asociación Sindical de Sobrecargos de Aviación (ASSA) afirmaron que la empresa mantiene su pretensión de mutilar el Contrato Colectivo de Trabajo y reducir salarios hasta en 60 por ciento.

Raúl Jiménez, secretario de Conflictos de ASSA, afirmó que para lograr su propósito Aeroméxico recurre a instrumentos "legaloides" como la promoción de un conflicto colectivo de naturaleza económica y a una campaña de desprestigio en medios de comunicación, acusándolos de "inflexibles".

En cambio el secretario general de la Asociación Sindical de Pilotos de Aviación (ASPA), Carlos Manuel Díaz Chávez Morineau, dijo que es falso que la empresa pretenda reducir el salario de los sobrecargos o mutilar el contrato colectivo.

Por ello, propuso una reunión con ejecutivos y abogados de Aeroméxico para que expliquen los alcances de su postura frente a este conflicto laboral.

Tanto Jiménez como el coordinador del Centro de Estudios de ASSA, Víctor Manuel Muñoz, reprocharon la posición del dirigente de los pilotos.

En su oportunidad, el comisionado de Política Exterior del Sindicato Independencia (personal de tierra), Guadalupe Cedillo Noriega, intentó conciliar posiciones y señaló que su dirigente, Tomás del Toro del Villar, sostiene que en el proceso debe respetarse la autonomía sindical y el contrato colectivo de ASSA.

Afirmó que la intención es acercar las posiciones entre los gremios y la empresa para evitar afectar a más de 14 mil empleados y a la fuente de trabajo, pero dejó en claro que su organización será solidaria en todo momento con los sobrecargos.

En tanto, Agustín Rodríguez Fuentes y Francisco Hernández Juárez, los otros dos presidentes colegiados de la UNT, dijeron que el conflicto es preocupante y por ello es necesario agotar todas las instancias de diálogo con empresa, autoridades y trabajadores, para encontrar una solución antes que venza el emplazamiento.

Consideraron atendible la propuesta del dirigente de ASPA de buscar una reunión cuanto antes con directivos de la empresa, con asistencia de todos los involucrados.

En ese sentido, Hernández Juárez propuso que entre miércoles y jueves se concrete una reunión con el secretario del Trabajo y Previsión Social, Alfonso Navarrete Prida, quien ha externado disposición para mediar en el conflicto y encontrar una solución.