Debido a las malas experiencias que ha tenido Bayern Munich con fichajes de jóvenes brasileños, Uli Hoeness, presidente del club, reveló que desalentaron al técnico español Josep Guardiola de fichar a alguno de ellos.

Sin mencionar nombres, Hoeness dejó entrever que Guardiola, quien dirigirá a los bávaros a partir de la próxima temporada, deseaba hacerse de los servicios de Neymar da Silva, la joven promesa de Brasil, pero que lograron disuadirlo.

"Guardiola quiso fichar a un joven jugador brasileño, pero se lo desaconsejamos", reveló este miércoles Hoeness en declaraciones tomadas del diario local Sport Bild.

"Sabemos por experiencias pasadas que los jóvenes futbolistas brasileños suelen tener grandes problemas de adaptación cultural y climática en Alemania. Si pagas 20, 30 o más millones, es complicado", apuntó.

Lo anterior, debido a que el jerarca bávaro no olvida el caso de Breno, quien quemó intencionalmente su casa en Munich, se encontraba alcoholizado y alegó que se sentía frustrado por una lesión en la rodilla, esto en 2011.

El defensa de 23 años se encuentra actualmente en Sao Paulo y debe cumplir una condena de tres años y nueve meses en prisión.

Hoeness comentó que el ex entrenador de FC Barcelona insistió en la contratación del "joven brasileño", pero ante la negativa pidió "un jugador similar, y fuimos por (Mario) Götze", apuntó.