Prevén que Santos tendrá dificultades para lograr apoyo a reformas

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, reelegido el 15 de junio, busca alianzas que le garanticen las reformas sociales para consolidar la paz, tarea que le será difícil, dijo el analista, Fernando Rojas.

En entrevista con Notimex, el consultor político colombiano aseguró que Santos logró la reelección para un segundo periodo con el apoyo de fuerzas políticas con ideologías e intereses distintos, lo que dificulta un consenso.

"Todas las concesiones que haga (Santos) para garantizar la gobernabilidad en un segundo mandato, tendrá que hacerlas de manera inteligente para lograr el equilibrio" necesario, sostuvo el también académico.

Santos derrotó el 15 de junio pasado en segunda vuelta al derechista Óscar Iván Zuluaga, respaldado por los partidos de la Unidad Nacional (Liberal, Cambio Radical y de La U), además de sectores conservadores y de izquierda.

En opinión de Rojas, asesor de campañas presidenciales en Colombia, para el mandatario será "complicado" sentarse "a negociar" con todas las fuerzas que lo apoyaron, para consolidar una alianza que le permita el trámite de las reformas.

"A pesar de que los colombianos se pronunciaron a favor de un mandato claro por la paz en las urnas, los partidos que respaldaron la reelección del presidente, tienen ideologías diferentes e intereses muy distintos", añadió.

Santos, quien busca firmar la paz con las rebeldes Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) y el Ejército de Liberación Nacional (ELN), defendió durante la campaña una salida negociada a 53 años de conflicto armado interno.

Para Rojas, en la medida en que el jefe de Estado logre distribuir las cuotas burocráticas de manera equilibrada entre los partidos de la Unidad Nacional y el sector conservador que lo apoya, logrará las mayorías en el legislativo.

"Sin duda, los movimientos que lo acompañan desde el primer mandato (que inició el 7 de agosto de 2010), funcionarán en el Congreso dependiendo de lo que se les ofrezca", en un segundo periodo presidencial, dijo.

Aunque los sectores de izquierda que respaldaron a Santos para darle continuidad al proceso de paz, han descartado participar en el gobierno, Rojas cree que su apoyo "no fue gratis" y que terminarán exigiendo representación.