Queda prohibida la playera nacional naranja en afición en el zócalo

Todos los caminos conducen al zócalo y esta mañana decenas de aficionados enfundados en la playera verde comenzaron a invadir la céntrica plaza para presenciar el duelo México-Holanda, por los octavos de final de la Copa del Mundo Brasil 2014.

El color verde fue el que predominó entre los seguidores que acudieron a la plancha del zócalo capitalino para ver el encuentro, en la pantalla gigante que fue instalada para transmitir los partidos del "Tricolor" en la justa mundialista.

Los aficionados prefirieron usar este domingo la camiseta de local de la selección nacional, incluso hasta la de color negro, pues la naranja fue guardada para mejor ocasión, debido al rival al que se enfrentaba.

El ambiente comenzó a sentirse en el corazón de esta capital, todo contra el representativo holandés que recibió una serie de abucheos cuando fue dada su alineación en la pantalla gigante.

Además, a los costados de la plancha, una marca de helados colocó mantas grandes con dos leyendas: "Holanda, tranquilos ¡no somos Uruguay! y "Holanda va a sufrir la gota fría".

Al arranque del encuentro, la afición entonó de manera respetuosa el Himno Nacional y empezó con el grito de "¡México, México, México!" al silbatazo inicial.

Y mientras todo era expectativa, una madre, acompañada de sus hijas vestidas de chinas poblanas, obligaba sus pequeñas a posar para la foto, aunque la mayor de ellas puso una cara de "¿y yo que hago aquí?".