Las ganancias netas de las uniones de crédito registraron una disminución de 13.9 por ciento en el primer trimestre de 2013 respecto al mismo periodo previo, derivado de un aumento en sus reservas preventivas por el incremento de su cartera vencida.

El sector está integrado por 119 entidades, de las cuales 105 enviaron información en tiempo y forma a la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV), de la que se desprende que su utilidad neta pasó de 90 millones de pesos a 77 millones en el periodo de referencia.

El organismo regulador y supervisor precisa que esta disminución se debió a un incremento de 53.1 por ciento en las reservas para riesgos crediticios, las cuales pasaron en el lapso de comparación de 55 millones a 84 millones de pesos.

Lo anterior, derivado del aumento en la cartera vencida de 26 por ciento, aproximadamente el doble del crecimiento de 13.5 por ciento reportado en la cartera vigente, entre el primer trimestre de 2012 y el mismo periodo de este año.

Además, del aumento de los gastos de administración y promoción, los cuales alcanzaron 310 millones de pesos, 24.9 por ciento más elevados en comparación con los 248 millones observados de enero a marzo del año previo.

En el primer trimestre de este año, la cartera de crédito total presentó un saldo de 31 mil 295 mil millones de pesos, monto 13.9 por ciento superior a los 27 mil 478 millones reportado en el tercer mes de 2012, y representó 77.3 por ciento de los activos totales.

En el detalle, los créditos documentados con otras garantías sumaron 15.2 mil millones de pesos y crecieron 14.6 por ciento, mientras que los créditos sin garantía y los documentados con garantía inmobiliaria crecieron 19.9 y 12.3 por ciento, respectivamente.