Devela Cuba busto de Pedro Vargas cercano a estatua de Agustín Lara

Un busto del cantante y actor mexicano Pedro Vargas fue develado hoy en la Alameda de Paula, en el centro histórico de esta capital, como parte de una semana de homenajes en Cuba al "Tenor de las Américas".

La pieza en bronce de Vargas (1906-1989) quedó expuesta en ese céntrico paseo colonial, frente al puerto de La Habana, cuyas edificaciones el gobierno remodela con vista a potenciar el turismo.

Dos hijos y el nieto del cantante asistieron a la ceremonia, enmarcada en los tributos a Vargas en ocasión del 25 Festival Internacional Bolero de Oro, que se celebra del 25 al 29 de este mes.

El aniversario del Festival del género musical romántico por excelencia coincide con igual número de años del fallecimiento del llamado "Samaurái de la Canción".

Vargas realizó entre los años 30 y 60 del siglo pasado varias visitas a la isla y se hospedó en el Hotel Nacional, donde el jueves se inauguró una suite con su nombre y una exposición fotográfica que se mantendrá en el "Salón de la fama".

Las actividades, en las que ha tenido decisiva participación la Embajada de México en Cuba, con apoyo de la Unión de Escritores y Artistas y la Oficina del Historiador de la Ciudad, incluyeron galas artísticas y la proyección de tres películas en las que participó el cantante.

También la ubicación de una placa en su honor en el famoso cabaret "Tropicana", y el lanzamiento del libro "Pedro Vargas: 100 años de música", en el Museo Nacional de Bellas Artes.

La colocación del busto de Vargas junto a la estatua de su compatriota, el prolífico compositor Agustín Lara, es un símbolo de la amistad que unió a ambos en vida, dijo a Notimex una fuente familiar.

Durante las actividades de homenaje, el embajador de México en Cuba, Juan José Bremer, ha sido enfático en reiterar que este contribuye a consolidad la estrecha relación cultural entre ambos países.

El diplomático dijo a Notimex que cubanos y mexicanos "también coincidimos en el bolero" y señaló que la relación bilateral está cimentada en la cultura de los dos países, potenciada por el relanzamiento de las relaciones en los últimos meses.

Bremer está convencido de que la voluntad política de los presidentes Enrique Peña Nieto (México) y Raúl Castro (Cuba) permite avizorar para este 2014 mejores perspectivas en sus vínculos en todas las esferas.