Klinsmann admitió fue un juego muy difícil en lo físico y mental

El técnico alemán Jurgen Klinsmann, técnico de la selección de Estados Unidos, admitió que tuvieron un partido muy difícil en el plano físico y mental ante Alemania, aunque salió contento con la calificación a octavos de final.

"Es un gran logro avanzar en este grupo e ir a octavos de final. Ha sido un partido difícil, tanto física como mentalmente, ya que el conocimiento de que un empate sería suficiente siempre estaba en el fondo de nuestras mentes".

Luego del dominio que tuvo el conjunto alemán en casi todo el primer tiempo, admitió que percibió en el representativo de las barras y las estrellas un poco de nerviosismo "y mostramos demasiado respeto al principio, pero nos calmamos a medida que el partido avanzaba, en general estoy satisfecho".

Contento, porque pese a la derrota de hoy 0-1 ante el conjunto nacional de su país natal, estimó que haber dejado fuera de la competencia a otro de los favoritos, como es Portugal, así como a Ghana fue un logro importante para sus pupilos.

"Fue uno de los grupos más difíciles en el torneo. Ghana y Portugal son buenos equipos y Alemania es uno de los favoritos para ganar el título. Todavía estamos aprendiendo y creciendo como equipo. Ahora todo empieza de cero otra vez porque las eliminatorias (directas) son muy diferentes".