El nucú es un alimento muy apreciado en Chiapas, dice cronista

El nucú, la hormiga hembra de la especie Atta, es un alimento muy apreciado por los conocedores y "aunque algunos hacen gestos por su fuerte olor, nadie dice que no es delicioso", comentó el cronista Marco Antonio Orozco Zuarth.

El también director de Publicaciones del Consejo Estatal para las Culturas y las Artes (Coneculta-Chiapas) explicó que de todos los insectos comestibles en México, la hormiga Atta, conocida en Oaxaca como chicatana, es la que más se come.

Explicó que generalmente se consume a la hembra, la cual en Chiapas llaman nucú y es la de mayor tamaño; el macho es un poco más pequeño y es llamado bitú o viento, porque aunque tiene inflado el abdomen, siempre está hueco.

"Es una hormiga voladora propia del trópico, conocida en muchos lugares de México y recibe diferentes nombres, pero sin duda alguna, es muy esperada durante junio", refirió.

El especialista dijo que la hormiga grávida o reina sirve para platillos culinarios en varios estados del sur como: Guerrero, Oaxaca, Chiapas, Veracruz y Yucatán.

Según la región se cocina asada, frita, en botana, en salsa picante, de tomate, con guaje y sazonada con sal y limón.

La tradición comestible de este género, por los pueblos mexicanos, data de antes de la conquista del imperio mexica o azteca, junto con la tradición del taco.

El cronista impartirá hoy, la charla "El nucú: patrimonio cultural de nuestra gastronomía" en el Museo de la Marimba de esta ciudad.