Ofrecer más conciertos gratuitos e incrementar la participación de jóvenes y artistas mexicanos, sin demeritar el carácter internacional que el festejo ha tenido a lo largo de más de 30 años, serán los objetivos que tendrá el 35 Festival de Música de Cámara de San Miguel de Allende, anunció hoy su nuevo director el músico, concertista y director Alejandro Escuer.

Durante la presentación de dicha edición, a celebrarse del 26 de julio al 17 de agosto, el nuevo titular del festejo, señaló que la apuesta de este festival que a lo largo de más de tres décadas se ha posicionado como uno de los más importantes y prestigiados de México y Latinoamérica, será "mexicanizarlo".

"Lo más importante de 'mexicanizarlo' es que el público tenga acceso a los conciertos, que exista un impacto social entre la gente de todos los estratos sociales porque el festival ha sido autosustentable de las entradas.

"Queremos entonces ofrecer más conciertos gratuitos, incrementar la participación de jóvenes y artistas mexicanos, sin demeritar el carácter internacional que el festejo ha tenido a lo largo de más de 30 años, cada edición irá cambiando, no se trata de dar porcentajes, sino de brindar calidad", indicó.

De acuerdo con Karen Ronstadf, integrante del Consejo de dicho festival, señaló que la idea de 'mexicanizar' el festival tiene que ver con que "decidimos que existiera una mayor participación del público mexicano en los conciertos".

"De alguna manera, dentro del público local se tenía la idea de se trataba de un festival para extranjeros, entonces, a partir de eso, la nueva Mesa Directiva ha tenido el compromiso y deseo de 'mexicanizar' el festival", explicó.

Señaló que la experiencia de Alejandro Escuer como profesor de la UNAM durante más de 20 años, como concertista y director artístico de un grupo de cámara por 16 años y como jurado de muchos concursos y convocatorias, se volcará en beneficio del Festival y su programa artístico y académico, pues ésto asegurará que se implementen los valores universitarios relacionados con la difusión cultural y la formación musical.

De acuerdo con los organizadores, se trata de la primera vez que el festejo tendrá un director artístico con gran experiencia en el género de cámara como Alejandro Escuer, quien está comprometido con que el Festival inicie una nueva etapa, que refuerce la participación mexicana y latinoamericana, a nivel educativo, artístico, regional y social.

"Sin perder su carácter internacional, es imprescindible que el Festival se convierta en patrimonio de México para que sea disfrutado también por el público mexicano e incremente su impacto social, cultural y artístico no sólo en Guanajuato, también en entidades aledañas como Querétaro, San Luis Potosí, Zacatecas, Aguascalientes, Hidalgo, Michoacán, Jalisco, Nuevo León e incluso todo el país", señaló el músico.

A lo largo de más de 20 días, al festival vendrán ensambles de gran prestigio internacional como el Cuarteto de Cuerdas ENSO, Cuarteto de Cuerdas Daedalus, Ensamble ONIX y el Trío Gryphon de Canadá.

También se presentará el novedoso proyecto multimedia con música en vivo, electrónica y video, conocido como Lumínico, además del Cuarteto Parker, con el aclamado pianista Shai Wosner, quien ha tocado como solista con las orquestas de Chicago, Filadelfía y Los Ángeles.

El programa incluye nuevos compositores como Armando Luna, Samuel Zyman, Gabriela Ortiz y Sebastian Currier, además de Thomas Ades, John Adams y Benjamin Britten, sin dejar fuera los clásicos Edvard Grieg, Felix Mendelssohn, L. V. Beethoven, Anton Dvorak y Dimitri Shostakovich.

De igual manera, se dio a conocer que con la nueva dirección artística del Festival Internacional de Música de Cámara de San Miguel de Allende, a partir de este año, se introducirán nuevos ensambles mixtos que incluirán clarinete, flauta, oboe, guitarra, clavecín, voz, violín, viola y cello; la enseñanza por géneros como la música antigua, la inclusión del lied y la ópera de cámara en la programación y la enseñanza.

El nuevo programa académico del Festival promete a los jóvenes músicos cursos y talleres sobre cómo vencer el pánico escénico, perfeccionarse, aprender a iniciar una carrera internacional y lograr empresas autosustentables a través de la música de cámara.

Así pues, el Festival invita a jóvenes músicos y profesionales de México y el extranjero interesados en perfeccionar, afinar y desarrollar habilidades fundamentales en el montaje, producción y difusión de la música de cámara.