El reconocido actor, director y productor estadunidense Clint Eastwood, ganador de cuatro premios Oscar por los filmes "Sin perdón" y por "Million dollar baby" cumplirá este jueves 83 años de vida involucrado en la rehabilitación de su esposa Dina Ruiz.

La esposa del artista, quien a lo largo de su carrera ha dirigido más de 30 largometrajes, entre ellos "J. Edgar" e "Invictus", fue internada en Arizona para recibir tratamiento por depresión y ansiedad.

El director y ganador del Globo de Oro en cinco ocasiones ha donado grandes cantidades de dinero a un hospital de California, cuyo programa para jóvenes tiene su nombre. Este plan está especializado en el abuso de drogas, alcohol y enfermedades mentales.

Clinton Eastwood, quien es director de la compañía productora Malpaso, además de accionista de la Warner Brothers, nació en San Francisco, California, el 31 de mayo de 1930.

Además de su interés por el cine, género en el que ha participado en más de 30 producciones, algunas de ellas dirigidas por él mismo, en su juventud se interesó por la música, ámbito en el que incluso llegó a tocar el piano en algunos locales; además ha sido alcalde de Carmelo, ciudad donde vive regularmente.

Después de algunos trabajos ocasionales y de ejercer como instructor de natación durante el servicio militar, se apuntó a un curso de interpretación organizado por la compañía productora Universal, consiguiendo su primer trabajo para televisión en 1958, con el cual llegó su participación en la serie "Rawhide".

Pero su gran golpe de suerte le llegó de Europa para filmar lo que después se conocería como un western en España, bajo la dirección del italiano Sergio Leone: "Por un puñado de dólares" (1964).

El éxito alcanzado permitió la colaboración de ambos en otras dos películas: "La muerte tenía un precio" (1965) y "El bueno, el malo y el feo" (1966), a la postre un clásico del cine del llamado "viejo oeste".

En 1971 hizo su primera incursión como director con el filme "Escalofrío en la noche", al tiempo que bajo la batuta de Don Siegel interpretó al inspector "Callahan" en el filme "Harry el sucio", personaje que le haría compañía en buena parte de su carrera y del cual llegaría a dirigir una secuela, "Impacto súbito" (1983).

Durante la primera mitad de la década de los años 70, Eastwood participó en las películas del oeste "Infierno de cobarde" y "Licencia para matar", y en 1973 dirigió la primera en la que no actuó, "Primavera en otoño".

A decir de los críticos, su primera muestra de madurez llegó con "El aventurero de medianoche" (1982), la historia de un cantante de country tuberculoso, ambientada durante los años de la depresión económica, iniciada en 1929.

En 1988 realizó "Bird", considerada su película más atrevida, una biografía de Charlie Parker, el saxofonista negro que fue pieza clave en la revolución del jazz en los años 40, creador del "bebop".

En "Cazador blanco, corazón negro" (1989) hizo un complejo homenaje a John Huston, interpretándolo él mismo bajo el nombre de "John Wilson".

Tras ello continuó con el exitoso western de 1992, "Los imperdonables", cuya trama es la violencia y sus consecuencias; obtuvo entre sus reconocimiento premios por Mejor Película y Mejor Director.

En 1995 dirigió y actuó en "Los puentes de Madison", filme en el que compartió papeles protagónicos con la actriz Meryl Streep y con la que, según los especialistas en cine, el actor llegó a su punto más alto en su trabajo cinematográfico.

Admirador del actor John Wayne y del director John Huston, este icono del cine siempre ha mantenido su amor por la música, en especial por el jazz, lo que quedó demostrado con "Bird", que sólo dirigió, dado que no quiso actuar "para no distraer al público".

Entre sus reconocimientos también se cuentan varios Globos de Oro, entre otros, a Mejor Película en Lengua no Inglesa, por "Cartas desde Iwo Jima" (2007), y Mejor Director, por "Million dollar baby".

Eastwood también fue galardonado con el Premio Especial a los veteranos durante el 61 Festival de Cannes, donde además participó con la cinta "Changeling" y obtuvo un reconocimiento otorgado por el jurado, que presidió en esa ocasión el actor Sean Penn.

Posteriormente, el cineasta rodó el filme basado en el libro de John Carlin "The human factor: Nelson Mandela and the game that changed the world" (El factor humano: Nelson Mandela y el partido que cambió el mundo), que relata la importancia que tuvo el mundial de rugby celebrado en Sudáfrica en 1995, cuando el Premio Nobel de la Paz era presidente.

En 2006 dirigió dos películas: "Banderas de nuestros padres" (basada en la novela escrita por uno de los hijos supervivientes de la batalla) y "Cartas desde Iwo Jima", que ganó el Globo de Oro 2007 como Mejor Película.

En 2008 estuvo al frente de "Gran Torino", seguida en 2009 de "Invictus"; dos años después estrenó "Más allá de la vida" y "J. Edgar".

En 2012 protagonizó "Trouble with the curve!", en la que dio vida a un ojeador de beisbol. El realizador fue Robert Lorenz, su habitual asistente de dirección.