Llega John Kerry a Bagdad, mientras prosigue ofensiva sunita

El secretario de Estado de Estados Unidos, John Kerry, llegó hoy a Bagdad, para sostener conversaciones con los líderes iraquíes ante la ofensiva relámpago sunita que amenaza con desestabilizar al gobierno del primer ministro Nuri al-Maliki.

La visita de Kerry se produce cuando las milicias del Estado Islámico de Irak y Levante (ISIS) avanza hacia Bagdad, luego de tomar posesión de las provincias del norte y el oeste.

El jefe de la diplomacia estadunidense se reunirá con el primer ministro Al-Maliki, y se espera que también mantegan conversaciones con el presidente del Parlamento, Osama al-Nujaifi, un sunita, y el principal clérigo chiíta Ammar al-Hakim.

También viajará a Erbil, capital de la región semiautónoma de Kurdistán para reunirse con el líder kurdo Masoud Barzani, según informaron medios locales.

La visita de Kerry es parte de una gira por Medio Oriente para consultar con sus aliados sobre las medidas a tomar para apoyar a la seguridad, la estabilidad, y la formación de un gobierno incluyente en Irak.

Kerry señaló ayer en El Cairo, al final de su visita a Egipto, que Estados Unidos había tomado nota de la insatisfacción entre los kurdos, los sunitas y los chiítas sobre el liderazgo iraquí, en referencia al gobierno de Al-Maliki.

Sin embargo, no se espera que le pida la renuncia de forma directa al primer ministro aunque expresó que Estados Unidos quiere que los iraquíes "encuentren un liderazgo que esté dispuesto a ser integrador y compartido".

Kerry está tratando de convencer a los políticos para que actúen juntos, para superar las diferencias sectarias y hacer frente a los extremistas de ISIS.

El gobierno chiita ha instado al gobierno de Washington para que ataque a los yihadistas con bombardeos selectivos, mientras que la administración del presidente Barack Obama hasta ahora sólo acordó un plan de apoyo militar limitado.

Washington también instó a Irak formar un gobierno más incluyente para sofocar una insurgencia sunita que avanza hacia Bagdad, luego de controlar Mosul, la segunda ciudad más importante de la nación asiática.

Más tarde, Kerry viajará a Bruselas para participar en una reunión de ministros de Asuntos Exteriores de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN).