El armadillo habita en Tamaulipas sin amenaza para la especie

La mascota oficial del Mundial Brasil 2014, el armadillo, no sólo es una especie representativa de ese país, pues el estado de Tamaulipas cuenta entre su hábitat con esta criatura.

El director operativo de la comisión estatal de Vida Silvestre, Rene Celis Gurria, señaló que en gran parte de la entidad Tamaulipeca habita el armadillo, cuyo nombre científico es Dasypus novemcinctus, mismo que a pesar de estar permitida su caza no tiene demanda.

Señalo en exclusiva a Notimex que a pesar de que esta criatura se encuentra dentro del calendario cinegético, pues es una especie que no está en riesgo de extinción en Tamaulipas, la demanda de cintillos es mínima pues oscila entre el uno o dos por ciento anual.

Refirió que las épocas hábiles de cacería inician a mediados del mes de agosto de cada año y terminan la primera semana de diciembre, aunque puede variar en uno o dos días el inicio y conclusión de la misma.

"El armadillo está dentro del calendario cinegético ya que no está en riesgo en el estado de Tamaulipas, pero la verdad la demanda es mínima pues en esta entidad los animales de mayor demanda para los cazadores son el venado, la paloma, el guajolote y el jabalí", dijo.

Refirió Celis Gurria que del Dasypus novemcinctus, nombre científico del armadillo, se puede aprovechar su carne, grasa y su caparazón o coraza ósea.

Manifestó que la carne del armadillo es comestible y que algunos pobladores le atribuyen algunos beneficios a la grasa de este animal para aliviar padecimientos como el asma mientras que el caparazón es utilizado como adorno o vasija en los hogares.

"La gente que caza esta criatura se lo come, es una especie apetecible, pero científicamente no están comprobado los dichos de algunos pobladores que según dicen su grasa es benéfica para aliviar algunas enfermedades, nosotros no lo podemos afirmar", dijo.

El director operativo de Vida Silvestre señaló que el armadillo es un animal tranquilo, cuyas garras le permiten cavar madrigueras a mediana profundidad, donde descansa, protege o tiene a sus crías.

Refirió que los armadillos son de diversos tamaños dependiendo de su especie, pero lo que existen en Tamaulipas son medianos, "en volumen son un poco más grandes que una liebre".