México y Canadá evalúan extender el programa de movilidad laboral

Los gobiernos de México y Canadá evalúan la posibilidad de extender a otros sectores el Programa bilateral de Trabajadores Agrícolas Temporales (PTAT), dijo a Notimex el embajador mexicano en esta capital, Francisco Suárez Dávila.

Esta semana se cumple el 40 aniversario del Memorándum de Entendimiento México-Canadá que dio vida al programa PTAT en 1974, que comenzó con 203 trabajadores agrícolas mexicanos y el año pasado alcanzó los 18 mil 500.

"El PTAT sigue creciendo en forma sistemática, sustentable y sostenida", aseguró el diplomático.

Los trabajadores agrícolas vienen por un máximo de ocho meses, año con año, a laborar a las granjas de frutas, vegetales, flores y tabaco de costa a costa del país.

Las provincias canadienses que concentran el mayor número de trabajadores mexicanos son Ontario (50 por ciento), Québec (20), Columbia Británica (20) y Alberta (5.0 por ciento).

"Este programa es evaluado por ambas partes anualmente, tiene sus reglas y también existen sanciones", señaló Suárez Dávila, entrevistado horas antes de viajar a Leamington, Ontario, una de las localidades que concentra un gran número de trabajadores mexicanos.

"Nuestros connacionales que vienen aquí cuentan con seguro de salud y seguro de vida; las granjas son inspeccionadas regularmente y si hay problemas se tratan de resolver", añadió.

Suárez Dávila resaltó que la mayoría de los trabajadores agrícolas son "nominales", es decir que son pedidos por el mismo empleador cada año y "muchos tienen como 18 o 20 años viniendo a Canadá y mandan remesas importantes para sus familias".

El diplomático manifestó que los equipos de trabajo de la Alianza México-Canadá -creada hace 10 años-, que se reunirán en los próximos meses, están evaluando la posibilidad de extender el programa laboral a otros sectores.

"En la Alianza hay varios grupos de trabajo, pero dos de ellos, Movilidad Laboral y Capital Humano, están dialogando para ver en qué medida este programa exitoso (PTAT) pudiera extenderse a trabajadores semicalificados o calificados, de los cuales hay mucha demanda en el oeste canadiense", estableció.

"En Canadá hay zonas que demandan trabajadores extranjeros y otras que no porque hay desempleo, esto es muy sectorial", explicó Suárez Dávila, embajador aquí desde junio de 2013.

El funcionario dijo que el tema de movilidad laboral no sólo está en la agenda bilateral México-Canadá, sino que es "uno de los grandes temas para el futuro de Norteamérica", donde México tiene una "demografía positiva, o sea trabajadores jóvenes en todos los sectores".

"Cuando en Estados Unidos y en Canadá la población envejece, México tiene una población joven", aseveró el diplomático, quien fuera director ejecutivo en el Directorio del Fondo Monetario Internacional (FMI).

Insistió en que el modelo del programa de trabajadores agrícolas temporales "se podría extender a otros sectores semicalificados, de acuerdo a la oferta y demanda regional en Canadá, pues en México tenemos mano de obra joven y calificada".

"El programa de movilidad laboral en el mundo y, desde luego en el contexto de Norteamérica, debe ser uno de los grandes retos en esta parte del siglo", mencionó.

"Amerita gran atención lo que sí funciona, con base en lo que se conoce como "best practices" (mejores prácticas)", aseguró el embajador mexicano.