La diputada panista Elizabeth Vargas Martín del Campo afirmó que México necesita implementar estrategias para adecuarse a la economía abierta y que detonen el crecimiento de seis por ciento anual del Producto Interno Bruto (PIB).

En el segundo día del primer "Foro nacional sobre política industrial", destacó que en esta materia México se encamina hacia la apertura, el fortalecimiento interno, el incremento de cadenas con contenido nacional y hacer más eficientes y productivos los acuerdos comerciales con otras naciones.

Sin embargo, afirmó que es necesario mejorar los programas de apoyo a las Pequeñas y Medianas Empresas (Pymes), promover la inversión extranjera directa, impulsar la mejora regulatoria y "destrabar el financiamiento a empresas que tienen proyectos productivos".

Se requiere impulsar a la industria, vincularla con el sector educativo, diseñar mecanismos de apoyo gubernamentales que la lleven a crear los empleos formales que urgen, y apoyar de mejor manera a la investigación, expuso la integrante de la Comisión de Competitividad en San Lázaro.

Al respecto Hugo Beteta, director de la sede subregional de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) en México, consideró que el país se encuentra en una coyuntura interesante, pues el Pacto por México representa una oportunidad para la política industrial.

Argumentó que dicho pacto plantea incrementar la inversión en ciencia y tecnología hasta uno por ciento del PIB, el doble de lo que se invierte en América Latina, y con la reforma financiera se enfatiza el acceso de financiamiento de las Pymes y se fortalece a la banca de desarrollo y la competencia.

En tanto, el coordinador académico del Instituto de Investigaciones Jurídicas de la UNAM, Arturo Oropeza García, señaló que los grandes ganadores de la globalización son los países de Asia-Pacífico, en especial China, que tienen 70 por ciento del valor agregado industrial de las naciones no desarrolladas.

No obstante, el investigador de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) dijo que el país está en buen momento para impulsar una política industrial, y "el camino es el tecnológico, el manufacturero y el industrial".

En el mismo encuentro Alfredo Phillips Olmedo, ex embajador de México en Canadá y Japón, advirtió que la banca de desarrollo es fundamental para la industrialización pero se necesita inversión y financiamiento.

"Necesitamos una banca activa y que se relacione con las instituciones de educación superior", enfatizó.

Este foro que concluye mañana en el Palacio Legislativo de San Lázaro fue organizado en coordinación con el Instituto de Investigaciones Jurídicas de la UNAM, la Cepal y el Instituto para el Desarrollo Industrial y el Crecimiento Económico (IDIC).