La reforma hacendaria se presentará al inicio del próximo periodo ordinario de sesiones del Congreso de la Unión, que arranca en septiembre, anticipó el titular de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), Luis Videgaray Caso.

En entrevista luego de participar en la Reunión Nacional de Consejeros Regionales de BBVA Bancomer, precisó que de acuerdo con el calendario del Pacto por México, la reforma hacendaria está prevista para el segundo semestre del año.

"Anticipamos que seguramente se estará presentando al inicio del próximo periodo ordinario de sesiones, estamos en ese proceso de trabajo", adelantó el funcionario federal.

Puntualizó que los objetivos de la reforma serán fortalecer la capacidad financiera del Estado mexicano para que cumpla con sus obligaciones en materia de educación pública, salud e infraestructura.

Además de simplificar el régimen fiscal para que sea más competitivo e incentive a las personas a estar en la formalidad, así como que la reforma sea justa y que, como lo dice la Constitución, paguen más los que ganen más, señaló

El funcionario calificó además como "abiertamente insatisfactorio" el crecimiento económico de 3.1 por ciento previsto para la economía mexicana en este año, tras la revisión a la baja que se hizo desde el 3.5 por ciento estimado originalmente.

"Actualmente tenemos un crecimiento positivo; México está creciendo al 3.1 por ciento, se están creando empleos, pero es un crecimiento abiertamente insatisfactorio", afirmó Videgaray Caso.

Apuntó que para que México alcance su verdadero potencial y pueda combatir con eficacia la pobreza tiene que crecer más y, para ello, se requiere aprobar las reformas estructurales previstas en el Pacto por México, cuyo común denominador es elevar y democratizar la productividad.

El crecimiento negativo de 0.7 por ciento que ha tenido la productividad en las últimas tres décadas explica el por qué en los últimos años México ha crecido menos que economías comparables, como las latinoamericanas, argumentó.

"Si queremos que México crezca más, genere los empleos bien remunerados que permitan que la gente gane más por su trabajo, sin duda tenemos que elevar nuestra productividad", aseveró, al insistir que se necesita democratizar la productividad.

Sobre el gasto público de este año, dijo que se ejerce conforme a lo establecido originalmente en el Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF), el cual ya estimaba que en el primer trimestre el uso de estos recursos sería menor por el cambio de gobierno.

Recordó que por tratarse de un año de transición de poderes, el PEF se aprobó hasta el pasado 22 de diciembre y, por lo tanto, las reglas de operación para el gasto se aprobaron en febrero en lugar de diciembre, como ocurre tradicionalmente.

En torno a la reciente debilidad que presenta el peso, precisó que ni el gobierno federal ni la SHCP emiten opinión alguna sobre el nivel específico de la moneda, la cual opera bajo un régimen de libre flotación, que es el que mejor sirve a la economía mexicana para absorber los distintos choques globales.

Añadió que el papel del Banco de México y de la Secretaría de Hacienda, a través de la Comisión de Cambios, es asegurar que exista un mercado ordenado y con liquidez suficiente, lo cual existe en este momento.