Ante la globalización económica y la fuerte competencia interna y externa, las empresas tienen que elegir el camino de la innovación, a fin de conservar y conquistar la preferencia de los consumidores, afirmó el consultor Julián Cuevas Cervantes.

Dijo que "aunque todas las empresas quieren innovar", este factor de supervivencia en el aparato económico y añadió que no es un acto aislado, sino un sistema constante para posicionar mejores productos y servicios en el mercado.

Por ello, urgió a los empresarios mexicanos a "cuestionar cómo están establecidos" los modelos de operación de las compañías, pues "no hay que hacer las cosas de la misma forma siempre, para ser más competitivos, buscando más oportunidades y generado opciones comerciales".

Cuevas Cervantes participó como orador huésped durante una sesión organizada por el Grupo Guadalajara del Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas (IMEF) y la Cámara Nacional de Comercio (Canaco) local.

En este marco, analizó el tema ¿Cómo Generar Oportunidades de Negocios para su Empresa? y recomendó a los empresarios replantear y cambiar la orientación de sus modelos de negocios, porque la economía camina por la innovación hacia productos biodegradables y la sustentabilidad.

Advirtió que las ventajas competitivas no se basan únicamente en los costos, sino fundamentalmente en la diferenciación de los procesos industriales y los productos terminados.

Por ello, deben consolidarse los mecanismos de asociación y colaboración, pues "hay que creer en el talento y el ingenio que tienen los mexicanos: no es positivo compararse con el más malo, sino buscar ser sustentables con las innovaciones", resaltó.

Durante su intervención, el especialista del Instituto Mexicano de Mejores Prácticas Corporativas (IMMPC) reconoció que las empresas "no pueden pensar en la innovación sin la diferenciación".

Subrayó que es necesario tener un presupuesto intocable para innovar, pues la operación "no puede estar peleada con la rentabilidad de los negocios", y se pronunció a favor de "no confundir la responsabilidad social empresarial con la mercadotecnia ni con el altruismo".

La reunión fue coordinada por el presidente del Grupo Guadalajara del IMEF, César Lau Yuen, y por funcionarios de la Cámara de Comercio, quienes dijeron que las empresas no necesitan destinar grandes sumas de dinero para innovar procesos, productos y modelos de negocios.

Sin embargo, aseguraron, que debe haber la voluntad para no copiar simplemente esquemas y buscar atender y satisfacer las necesidades reales de los consumidores, determinando los segmentos de mercados que son más potenciales.