El senador republicano estadunidense John McCain se entrevistó hoy con líderes de la oposición siria, convirtiéndose en el representante de mayor rango político en visitar Siria desde que estalló el conflicto, hace más de 26 meses.

McCain se ha pronunciado en varias ocasiones a favor de que Estados Unidos otorgue una ayuda activa a los rebeldes opositores para derrocar al régimen de Bashar al-Assad.

El senador viajó a Siria acompañado por el general Salem Idris, líder del Consejo Militar Supremo del opositor Ejército Libre de Siria, informó la cadena NBC.

El ex candidato presidencial estuvo varias horas en ese país árabe, en donde la oposición pidió a Estados Unidos ayuda en armamento, el establecimiento de una zona de exclusión al tráfico aéreo, y ataques contra las fuerzas leales al presidente sirio.

Según el diario Daily Beast, los líderes de la oposición confirmaron a McCain el uso de armas químicas por parte del gobierno de Assad "en múltiples ocasiones".

McCain y otros republicanos critican al gobierno del presidente Barack Obama por no tomar acciones en contra de Assad, a pesar de que el mandatario estadunidense dijo que si utilizaba armas químicas, el gobierno sirio cruzaría "una línea roja".

En un editorial publicado en la revista Time hace unas semanas, McCain indicó que la falta de acción de Estados Unidos en Siria contribuye a la desestabilización del Medio Oriente y amenaza los intereses estadunidenses en la región.