Exhibe museo de Culturas Populares "Baúles con Alas y Raíces..."

La cabeza de una serpiente emplumada acompañada por el tráfico capitalino, un cofre con miles de joyas y monedas de oro, un trenecito con muñecas de trapo y la imagen de la Pirámide del Sol en la Zona Arqueológica de Teotihuacán, son algunos de los diseños que exhibe el Museo Nacional de las Culturas Populares (MNCP).

Bajo el título "Baúles con Alas y Raíces. Tesoros de los Niños y Niñas de México", la muestra está conformada por 32 piezas, una por cada entidad federativa, integrada con la participación de niñas y niños, quienes conjuntaron en sus respectivos baúles la representación de su patrimonio cultural.

Susana Ríos, coordinadora nacional de Desarrollo Cultural Infantil "Alas y Raíces", del Consejo Nacional para la Cultura y las Artes (Conaculta), dijo que los baúles fueron creados por artesanos y artistas plásticos de toda la República Mexicana, a partir de las ideas y sugerencias de los niños y niñas consultados.

Recordó que desde abril pasado estos baúles, procedentes de todo el país, se presentaron en 15 estaciones del Sistema de Transporte Colectivo Metro, y hoy "la fiesta continúa en la sala Guillermo Bonfil del Museo Nacional de Culturas Populares (MNCP).

"Festejamos la biodiversidad y diversidad cultural de México, manifiestas de muchas maneras; pero no son especialistas en la materia quienes nos las muestran, sino los niños y las niñas de cada estado del país, los que nos dicen:

"Miren, esta es arena del desierto de Chihuahua; este baúl está hecho con lirios acuáticos de pantanos de Tabasco; miren los cactus del valle de los Gigantes, la flor de algodón y el diablito de las pinturas rupestres de Baja California que dibujamos para ustedes", señaló.

Destacó que cada una de las obras expuestas es un imperativo a mirar, admirar y a maravillarse, "una invitación a deleitarse con infinidad de platillos, a conocer y disfrutar paisajes de película en Durango, a bailar al ritmo de la banda, a cantar las canciones de José Alfredo Jiménez.

Refirió que las ideas de los niños se materializaron con el apoyo de artesanos y artistas visuales de cada entidad, basándose en las propuestas de los niños y las niñas consultados.

"Celebramos el llamado que hicimos a los niños a mostrar su patrimonio cultural, aquello que nos identifica y de lo que se sienten orgullosos", agregó.

Entre los Baúles con Alas y Raíces, hay uno tejido con lirio acuático de los pantanos de Tabasco; el de Puebla tiene forma de cúpula y está decorado al estilo de la Talavera; el de los niños de las Ciudad de México representa la cabeza de la serpiente en el nopal del islote del lago de Texcoco.

Los niños de Campeche se inspiraron en un cofre de piratas, mientras que los bajacalifornianos utilizaron material reciclado.

De acuerdo con Ríos, en esta convocatoria participaron dos mil pequeños de municipios, rancherías, comunidades, casas hogar, albergues y escuelas de todo el país.