Iniciativa de reforma energética "buen marco" para iniciar debate: PAN

El diputado federal Rubén Camarillo sostuvo que la iniciativa de reforma a las leyes secundarias de la reforma energética que el Ejecutivo envió al Congreso es un "buen marco" para iniciar el debate y la aprobación en las próximas semanas.

Coincidió con los coordinadores del PRI y del PAN en el Senado, Emilio Gamboa y Jorge Luis Preciado, respectivamente, en que la aprobación de esos ordenamientos por ambas cámaras del Congreso no debe aplazarse y llevarse a cabo en la segunda quincena de junio durante un periodo extraordinario de sesiones, como se prevé.

El secretario de la Comisión de Energía de la Cámara de Diputados indicó que las iniciativas del Ejecutivo federal deberán ser sometidas al debate por lo que tendrán modificaciones importantes, sobre todo en cuanto al régimen fiscal que propone para Pemex.

El diputado por el Partido Acción Nacional (PAN) externó que las iniciativas que mandó el presidente Enrique Peña dan un buen marco para empezar un debate, pero tienen que ser ajustadas para que se cumpla de manera cabal con el espíritu de la reforma a la Constitución.

Subrayó que habrá temas "que hay que cambiar, que hay que modificar a las iniciativas que presentó el Presidente de la República bajo el punto de vista de Acción Nacional".

Subrayó que en particular su partido quiere que se revisen algunos elementos de esas normas que no son compatibles con el espíritu de la reforma constitucional que se aprobó en la materia y, por lo tanto, tendrían que modificarse necesariamente.

También se promoverán cambios al régimen fiscal de Petróleos Mexicanos (Pemex) porque desde la perspectiva de esa fuerza política en los términos de las iniciativas del Ejecutivo federal se condena a la empresa a que siga siendo el sostén de las finanzas públicas.

"Por supuesto hay que revisar con lupa el nuevo modelo fiscal. Estamos en desacuerdo de inicio con el régimen que se está planteado para Pemex; no estamos de acuerdo con que se extienda ese régimen confiscatorio que ha tenido Hacienda sobre Petróleos Mexicanos, que se está repitiendo en esa iniciativa del Ejecutivo".

Rubén Camarillo planteó que dejarlo como está en la iniciativa del Ejecutivo federal "a nuestro juicio sería condenar a Pemex a años venideros con pocos recursos para poder invertir".

Aseveró que "el sistema que se está proponiendo para Pemex no ayuda, no es el más conveniente, no es el que se debe plantear si queremos una empresa sana, competitiva".