Conjugan música de concierto con sonidos electrónicos

Experimental, melódico y virtuoso resultó el concierto que ofrecieron anoche los músicos estadounidenses Mary Elizabeth Thompson y Jeffrey Meyer, en el Aula Mayor de El Colegio Nacional, en el Centro Histórico de esta ciudad.

Bajo la dirección del compositor mexicano Mario Lavista, Thompson (flauta) y Meyer (tuba) ofrecieron un concierto en el que demostraron no sólo tener pasión por la música de concierto, sino también una destacada técnica para tocar sus instrumentos.

Con obras que exigieron una atención detallada y alto grado de concentración, ambos ejecutantes brindaron una buena dosis de música electroacústica, con la que consiguieron nutridas ovaciones.

El repertorio estuvo conformado por obras de compositores mexicanos como Felipe Pérez Santiago (1973), Rodrigo Sigal (1971), Jorge Sosa (1976) y Mario Lavista (1943), así como del francés Claude Debussy (1862-1918), del japonés Toru Takemitsu (1930-1996) y de los estadounidenses Jesse Ayers (1951) y Vincent Persichetti (1915-1987).

Serios y concentrados en todo momento, los músicos se valieron de las nuevas tecnologías para sorprender a propios y extraños, creando diversas sonoridades.

La velada inició con "Red antisocial I", de Felipe Pérez Santiago, obra para flauta y sonidos electrónicos, y continuó con "Blood Stream", de Sigal, obra para tuba, mezclada con sonidos electrónicos.

Posteriormente, interpretaron "Syrinx", una obra para flauta sola de Debussy. En el transcurso de pieza, la talentosa y virtuosa Mary Elizabeth Thompson dejó en claro porque ha sido invitada especial de diversos festivales mexicanos, entre ellos el Foro Internacional de Música Nueva "Manuel Enríquez".

La primera parte del concierto concluyó con "The Dancing King", de Jesse Ayers, una obra que acompaña a la tuba con sonidos electrónicos y en la que Meyer hizo gala de su extraordinaria habilidad y capacidad para emitir sonoridades únicas.

La velada continuó con "Serenade No. 12, Op. 88", de Persichetti, que estuvo también a cargo de Meyer, quien una vez más recibió los aplausos de los presentes.

Enseguida, apareció en el pequeño escenario Mary Elizabeth Thompson para deleitar los oídos con "Wing of Wind", del mexicano Rodrigo Sigal, una pieza musical en la que la flauta se acompaña de sonidos electrónicos emitidos por un programa de computadora.

"Tubatronics", de Jorge Sosa, y "Forowen 3", de Glenn Smith, concluyeron la presentación de los dos virtuosos.