"Escamas al rescate" educa y divierte con historia de reptiles

El respeto a las diferencias y la conciencia ambientalista son premisas para el desarrollo de "Escamas al rescate", comedia musical de teatro infantil que a través de títeres, divierte, educa y entretiene.

Inició temporada en el Teatro Milán bajo la dirección de Eduardo Castañeda, que además es su autor. Narra el caso de cuatro reptiles que son transportados en un camión de redilas por un traficante de especies.

Se trata de un cocodrilo hippie, una boa enojona, un phrynosoma norteño y una iguana. Ninguno se lleva bien con otro, pero tendrán que aprender a convivir si es que quieren escapar y sobrevivir.

"En México existe un tráfico ilegal de estas especies y por ello, están protegidas. A través de la obra, invitamos al público a reflexionar sobre la situación ambiental y el respeto a la biodiversidad", explicó Eduardo Castañeda al concluir la segunda función de este domingo.

Las especies provienen de distintas regiones del país, tiene historias diferentes y entenderán que la comprensión y la colaboración es la única forma de recuperar su libertad.

"La iguana fue mascota de una estrella de pop y la actriz que maneja el títere, va vestida con esas características; el cocodrilo fue llevado a una casa de familia hippie en Tepoztlán, pero cuando creció, se deshicieron de él.

"La boa estuvo en cautiverio en el zoológico privado de una señora rica, mientras que el phrynosoma siempre fue libre y vivía en el norte, por lo que es muy simpático y entrón", precisó el director.

"Escamas al rescate" promueve un discurso ambientalista y solidario dirigido a quienes algún día diseñarán las políticas y las prácticas de conservación y relación con la naturaleza: los niños.

Es una producción de En Lo Que Siendo ConCiencias en alianza con Naturalia A.C. Cuenta con las actuaciones de Mónica Bejarano, Yael Albores, Mauricio Garmona y Fernando Villa, con música original de Pablo Flores, en colaboración con Jorge Cruz, y coreografía de Ximena Nieto.

La obra se estrenó en 2008 en coproducción con la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) en el teatro del Museo de las Ciencias, Universum. Posteriormente, participó en el Segundo Gran Maratón de Teatro para Niños y Jóvenes del Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA).

Al siguiente año contó con temporada en el teatro Benito Juárez con el apoyo del Sistema de Teatros de la Ciudad de México. También formó parte de la quinta edición de la Muestra de Artes Escénicas de la Ciudad de México y el Comité del Año Internacional de la Biodiversidad en la UNAM la seleccionó para sus actividades teatrales durante 2010-2011.

La obra tendrá temporada hasta el 29 de junio en el Teatro Milán los días domingo a las 12:00 y 13:30 horas.