Espera jefe militar boliviano pronta solución de conflicto

El comandante de las Fuerzas Armadas de Bolivia, Víctor Baldivieso, dijo hoy que tiene la esperanza de que pronto se supere el conflicto con sargentos y suboficiales que denunciaron discriminación dentro de la institución castrense.

"Abrigamos la esperanza de que el conflicto se supere en las próximas horas", señaló Baldivieso en declaraciones a la oficial Agencia Boliviana de Información (ABI).

Explicó que la superación del conflicto, iniciado el pasado 3 de abril, sería "resultado de las mesas de análisis de la adecuación de la Ley Orgánica de las Fuerzas Armadas y el retiro obligatorio de 715 suboficiales y sargentos, de los cuales quedaron sin efecto 187 y otros en análisis".

Militares bolivianos instalaron el martes dos mesas de trabajo para adecuar la Ley Orgánica de las Fuerzas Armadas (LOFA) a la nueva Constitución Política del Estado, y analizar la reincorporación de suboficiales acusados de insubordinación.

Según Baldivieso, "acatar el conducto regular y la cadena de mando" permitió escuchar los requerimientos de los movilizados, en el marco de las dos mesas que se formaron, y en las que participan suboficiales de comando que son los "interlocutores" de los militares movilizados.

El jefe militar señaló que el grupo de militares que se mantienen movilizados y a los que se les ha acusado de insubordinación y motín, deben integrarse a las mesas de análisis a través del conducto regular.

Confirmó que "los Tribunales de Personal de los comandos generales del Ejército, de la Fuerza Aérea y Armada, dispusieron resoluciones individuales, lo que dejó sin efecto la sanción del retiro obligatorio" para quienes "se constituyeron en sus unidades e institutos militares".