Recibe MARCO de Monterrey la exhibición "El mañana ya estuvo aquí"

La exposición "El mañana ya estuvo aquí", integrada por obras que ofrecen una visión de lo moderno, será inaugurada esta noche y permanecerá abierta hasta el 22 de septiembre en el Museo de Arte Contemporáneo (MARCO) de Monterrey.

Organizada por el Museo Rufino Tamayo, la muestra cuenta con más de 50 piezas realizadas en las décadas de los cincuentas, sesentas y principios de los setentas por artistas como Rufino Tamayo, Henry Moore, Rita McBride, Roberto Matta, Steve McQueen, Yaacov Agam, Julieta Aranda, Martha Botto y Mathias Goeritz.

Así como Adolph Gottlieb, Lynn Russell Chadwick, Hisao Domoto, Barbara Hepworth, Jane y Louis Wilson, Pedro Reyes y Manuel Felguérez, realizadas en diversas técnicas (pintura, escultura, instalación, fotografía y video).

En un comunicado, el Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA) destacó que la exposición fue presentada de agosto del año pasado a febrero del 2013 en el Museo Tamayo en la Ciudad de México.

La exposición está dividida en cinco secciones, las cuales mostrarán temas propios a la ciencia ficción como la posibilidad de viajes en el tiempo y ciudades futuristas.

La primera de ellas es "Arqueólogos del futuro: Profetas, mensajes y el trabajo de reconstrucción", donde las piezas abordan la reconstrucción, indagación y reflexión sobre la historia, haciendo alusión al acto de la predicción.

La muestra continúa con la sección "Memorias del futuro", la cual contiene parte de la obra de Gerard Byrne "1984 and Beyond 2007" con imágenes o visiones del futuro que ahora pertenecen al pasado.

La sección "Ansiedades de la Guerra Fría: Del Splitnik al Sputnik", la cual incluye la obra de Barbara Hepworth, Henry Moore, Roberto Matta y Adolph Gottlieb, mostrarán la ansiedad ante la aniquilación nuclear y el posible dominio de las máquinas sobre la humanidad.

Sigue con "La última frontera: El espacio es el lugar" con obras de Victor Vasarely, Yaacov Agam, Jane y Louis Wilson, harán presente la estética de la era espacial en los años setenta.

Por ultimo, "Esto fue el mañana. Valor de ruina y obsolescencia: ¿acaso están condenadas las ciudades planificadas a terminar en el cementerio de las utopías fallidas?" dejará ver la idea que se tenía de la arquitectura en el futuro y del urbanismo en la época actual.