Promueve Cuba en China su nueva ley de inversiones extranjeras

El Gobierno de Cuba desarrolla en China una ofensiva para atraer capitales de ese país en varios sectores, en especial para la Zona Especial de Desarrollo del Mariel (ZEDM), confirmó hoy aquí una fuente oficial.

Con ese objetivo, la embajada de La Habana en Beijing convocó a representantes de los sectores automotriz, petrolero, electrónico, siderúrgico, biofarmacéutico y turístico, quienes asistieron a un seminario en esa sede diplomática.

La agencia Prensa Latina dijo que los hombres de negocios del gigante asiático expresaron interés en las propuestas de inversión en la nación caribeña, que aprobó una nueva Ley de Inversiones Extranjeras en marzo pasado.

Las consejeras de la embajada cubana Sandra Ramos y María Angélica Peñate expusieron en el encuentro propuestas de inversión de interés para Cuba durante el seminario al que asistieron funcionarios del Consejo Chino para la Promoción del Comercio Internacional.

En ese cónclave participaron empresarios de la Zona de Desarrollo Económico y Tecnológico de Tianjin, una municipalidad especial cercana a Beijing, según la fuente.

Firmas chinas han penetrado el mercado cubano con automóviles, maquinarias, aparatos electrodomésticos y de comunicación, y artículos de industria ligera, mientras Cuba vende al gigante asiático azúcar, tabacos y ron.

Sun Wei, representante en Cuba de la corporación comercial Dongxianglitian, que se especializa en la producción de ciclomotores, informó que viajó este mes a La Habana para negociar el establecimiento de una empresa mixta.

Según los últimos datos oficiales disponibles, de enero a agosto de 2013, el comercio bilateral se elevó a mil 410 millones de dólares, un incremento del 25 por ciento respecto a similar periodo del año anterior.

China es el segundo socio comercial de La Habana, detrás de Venezuela, su principal aliado político.

El pasado 20 de abril el presidente cubano, Raúl Castro, recibió al canciller de China, Wang Yi, quien realizó una visita oficial al país caribeño, uno de cuyos objetivos fue preparar un próximo viaje del presidente chino, Xi Jinping.