ALDF da luz verde a candidaturas independientes a partir de 2015

La Asamblea Legislativa aprobó en lo general las candidaturas independientes en el Distrito Federal a partir de las elecciones de 2015, aunque los aspirantes deberán cumplir varios requisitos, como que no hayan participado en procesos internos partidistas en busca de cargos de elección popular.

Además, según las reformas avaladas en lo general con 48 votos, los abanderados independientes deberán presentar un número de firmas de apoyo equivalente al porcentaje de la lista nominal que establezca la legislación federal para el registro de aspirantes de ese tipo a diputado federal.

Sin embargo, quedó pendiente para la sesión de este jueves 30 de abril, la última del actual periodo ordinario, la aprobación en lo particular de varios artículos, como el 244 tercer apartado, que propuso modificar la diputada perredista Dione Anguiano.

De acuerdo con el dictamen aprobado en lo general, los candidatos independientes tendrán derecho a financiar sus campañas electorales y del total de los recursos, 60 por ciento será público, mientras que el porcentaje restante de origen privado.

Sin embargo, el diputado Héctor Hugo Hernández aclaró que se rechazó la posibilidad de que haya candidatos independientes al cargo de diputado local de representación proporcional, pues "habría una sobrerrepresentación en la asignación de curules".

El presidente de la Comisión de Asuntos Político Electorales indicó que "por primera vez en las elecciones de 20015 podrá haber candidaturas independientes en esta capital".

Añadió que "pasaremos de una práctica electoral partidista a otra de candidaturas independientes para abrir un cauce al ejercicio de los derechos ciudadanos en la ciudad de México".

Sin embargo, el también diputado del Partido de la Revolución Democrática (PRD), Manuel Alejandro Robles, criticó la exclusión de la posibilidad de que existan candidatos independientes de representación proporcional, y advirtió que por ello "las elecciones de 2015 estarán marcadas por el abstencionismo".

El dictamen incluía que los candidatos independientes debían presentar las firmas de apoyo de por lo menos dos por ciento del listado nominal de electores de la demarcación que se trate en el caso de aspirantes a jefes delegacionales.

Sin embargo, el legislador panista Andrés Sánchez propuso modificar el dictamen en lo particular para establecer que el número de firmas "será equivalente al porcentaje de firmas de la lista nominal que establezca la legislación federal para el registro de candidatos independientes al cargo de diputado federal", lo que avaló el pleno.