Chef mexicano Olvera lamenta caer tres lugares en lista mundial

El chef mexicano Enrique Olvera, propietario del restaurante Pujol en la Ciudad de México, lamentó haber caído tres lugares en el ránking mundial de los Mejores 50 del Mundo.

"Sí teníamos expectativas de poder subir un poquito. Sabemos muy bien dónde estamos parados, de qué pierna cojeamos, sé que hay cosas que tenemos que mejorar en Pujol y esto es motivación para seguir trabajando", afirmó Olvera.

En entrevista con Notimex, el cocinero mexicano se planteó que a partir de mañana tiene nuevos retos para mejorar Pujol y seguir posicionando el nombre de México en la gastronomía mundial.

"Es una tristeza, de cierta manera podríamos estar mejor. Yo insisto que hay muchas cosas que mejorar en los restaurantes en México empezando por el mío y esto es un llamado de atención de que tenemos que hacer mejor las cosas".

Pujol es el único mexicano en la lista mundial al quedar en la posición número 20, mientras el restaurante Biko de Mikel Alonso salió hoy de la lista de San Pellegrino, después de haber tenido un lugar durante cuatro años consecutivos.

"Sé que las cosas se mueven y son ciclos y no puedes ganar todos los años. Vamos a seguir trabajando para que México tenga el lugar que se merece", manifestó el cocinero mexicano, quien este año abrirá el restaurante Cosme en Nueva York.

Después de la premiación en el Guildhall de Londres, señaló que los resultados de esta noche "cambian un poco los planes en el sentido en que hay que trabajar más fuerte".

Confió en que México seguirá posicionando su cocina en el ámbito mundial con "una camada de nuevos cocineros en México (...) La verdad es que apenas estoy digiriendo y tomaré decisiones en las próximas semanas", señaló el chef de 37 años.

Se esperaba que Pujol, que se caracteriza por su estilo personal de cocina mexicana a partir de productos locales, subiría algunos lugares en el listado mundial.

"Esto no me desinfla, al contrario me da más esperanza", aseguró el chef, quien esta noche estuvo acompañado de su esposa y de su amigo, el también cocinero mexicano Jorge Vallejo del restaurante Quintonil.